Análisis de DOOM Eternal Ancient Gods 2 para Xbox Series X

Empezamos la semana con el análisis del juego con el que terminé la semana anterior. DOOM Eternal Ancient Gods 2 se ha estrenado hace poco días y nos trae el final de ciclo de esta épica epopeya. Pues, aunque no es lo común en la saga, en esta ocasión el lore y la narrativa han tenido cierto peso y han sabido añadir el sazonamiento justo al plato original de 2020. Sin más dilación, vamos a hablar del último trabajo de Id Software y Bethesda Softworks.

El Clímax que nunca termina

Ancient Gods parte 2 nos sitúa tras los hechos del primer DLC. Justo en el mismo momento que terminaron los eventos, nuestro Doom Slayer sigue con su misión de descubrir la verdad y sellar las puertas del infierno para siempre (a poder ser). Si habéis llegado hasta aquí, daré por supuesto que habéis jugado tanto la campaña base como el anterior DLC, así que, sin demasiado spoiler; más bien teaser, os diré que la única forma de parar el apocalipsis y desterrar a los demonios es hacer frente al propio señor del infierno. Así que el listón está alto.

Para este nuevo capítulo, no demasiado largo, viajaremos por diferentes mundos, como en las campañas anteriores. Lo bueno de esta decisión de diseño es la variedad en los biomas. Pues desde el mundo Maykr, hasta la Tierra; sin olvidar el propio infierno, cada bioma presenta sus propias características y diferencias. Es refrescante poder variar el paisaje en una aventura tan intensa jugablemente. Ayuda a no sentir que jugamos en bucle en una habitación sellada en la banda de Moebius. Asimismo, una buena variedad de enemigos poblarán cada lugar que visitemos para tratar de pararnos los pies. Y en esta ocasión se toman muy en serio lo de detener al Doom Slayer.

Nada más seleccionar nueva partida, podremos leer en la descripción: “DOOM Eternal, pero con más demonios porque es un DLC”. Una frase directa, sincera y sentenciadora donde las haya. El género muso por fin se ha puesto en serio y DOOM Eternal presenta una cantidad astrotástica de enemigos en pantalla para llevar la violencia a nueva cotas. Cabe decir, que a diferencia del género japonés, estos demonios que nos rodean no parecen lelos, sino que atacan feroz e incesamente a nuestro protagonista hasta que los abatimos, o nos abaten ellos.

Como recordaréis del juego base, cada demonio de un tamaño considerable tiene ciertos puntos débiles que debemos aprovechar para aniquilarlos antes de que nos causen estragos. A todo esto se le suma que al ser el segundo DLC, como ya vimos en el primero, la intensidad del juego mantiene el climax del final de la campaña base. Por ende, podemos encontrar muchas sorpresas desagradables como: dos acechadores acompañados de un enemigo que los potencie, o demonios de gran tonelaje con armaduras que debemos destruir antes de generar daños, acompañados a su vez de otros demonios poderosos. Todo el DLC se siente como una jefe final. La intensidad es de aplaudir.

Nuevas armas, nuevos combos

Por suerte tenemos alguna que otra arma nueva, no todo iban a ser nuevos demonios con mejoras inesperadas. DOOM Eternal Ancient Gods nos trae un martillo a dos manos con el que aplastar, aturdir y generar daños en área. Además, a diferencia del mandoble del DLC anterior, encontramos munición mucho más continua para poder empuñar dicha arma contra los demonios. Las nuevas sinergias que genera este arma nos permite crear combos de aturdimiento junto a las explosiones, congelación y demás efectos que podíamos desatar. Es más, alguno enemigos requerirán de un uso hábil del martillo para poder salir con vida del encuentro. Ni los acechadores pueden resistir un buen embate.

Este martillo viene acompañado de algunos desafíos obligatorios. Pues para avanzar deberemos hacer frente a retos donde nos recompensarán con mejoras de daño o ampliación del tiempo de aturdimiento para el martillo. Estos desafíos también tiene un segundo nivel de dificultad que nos traerá recompensas estéticas varias, si decidimos asumir el reto. No obstante, estos retos de nivel dos no son moco de pavo, y el propio juego nos advierte de que templemos los nervios antes de hacer frente a la vorágine de demonios de alto nivel y violencia en pantalla. ¿Pero si hemos llegado hasta aquí no será para achantarnos ahora, o sí?

Más historia y mucho lore subyacente

A nivel narrativa volvemos a la misma fórmula que hasta ahora. Algunas secuencias de vídeo para ponernos en situación. Algún que otro monólogo filosófico del enemigo y muchas transmisiones a las que el doom slayer no responde, tan solo escucha. Aunque siempre nos quedan las notas desperdigadas por los mapas para conocer mejor el lore y los lugares que visitamos. DOOM es una saga que se basa en la acción, puesto que el hecho de añadir algo de historia tampoco va a interrumpir el objetivo principal. Sin embargo, el cierre de ciclo ha conseguido sorprenderme, entretenerme y dejarme satisfecho con el final presentado. No diré más, pues mejor jugadlo visionadlo por vosotros mismo.

Por desgracia, aunque las cinemáticas amplían la duración, estamos ante un dlc de unas pocas horas, dependiendo de nuestra habilidad personal. Podríamos decir que si sois de disfrutar del juego en bucle jugando en una dificultad superior cada vez, tenéis horas y horas por delante de DOOM. Sin embargo, si venís solo por terminar la historia, probablemente os sepa a poco. Aunque lo bueno si es breve, dos veces bueno, no?

En definitiva, DOOM Eternal Ancient Gods 2 es un broche final fantástico para un reboot tan bien llevado como este DOOM. Técnicamente estamos ante un portento visual y jugable, además de que ofrece un apartado artístico muy llamativo y variado. Si bien la campaña dura bastante poco, todo depende de si vamos a exprimir los coleccionables y las dificultades infernales que ofrece el juego. Si solo buscáis ver el final del ciclo, siempre podéis esperar a que haya alguna rebaja. Solo me queda invitaros a leer el análisis de DOOM Eternal y de Ancient Gods parte 1.

DOOM Eternal Ancient Gods 2

19.99
9.5

Nota

9.5/10

Pros

  • Acción de recta final constante
  • Nuevos enemigos
  • Nuevas armas
  • Sensación de muso, pero con enemigos competentes y violentos
  • Giro inesperado, buen cierre de la historia

Cons

  • Una run completa puede durar unas 4 horas

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.