Análisis de Cyberpunk 2077 para Xbox Series X

Antes de empezar necesito hacer una declaración de intenciones. Este texto es representativo, única y exclusivamente, de la versión de Cyberpunk 2077 de Xbox Series X. Por ende, es probable que el rendimiento y representación gráfica descritos aquí, hoy, no os cuadren. Además, añadiré que es un juego muy complejo y denso de analizar, por lo que os pediré que no os quedéis solo con la nota numérica, pues os invito a leer los siguientes párrafos y entender realmente lo que quiero exponer. Por otra parte, como escogí mujer, me referiré a V, nuestra protagonista, en femenino. Dicho esto, vamos a sumergirnos en la nueva aventura de CD PROJEKT RED.

Siempre he pensado que una buena obra, ya sea cinematográfica, jugable o escrita, es aquella que te deja poso al terminarla. Es decir, que una vez has acabado, te quedes pensando en las implicaciones y desarrollo de los acontecimientos. En como “podría haber sido todo si hubiese tomado otra decisión”. Ese punto en el que cuesta coger el mando y empezar otra aventura sin pensar constantemente en la que acaba de terminar. Cyberpunk 2077 ha conseguido esto en mí. Y eso significa que la inmersión y la narrativa están a un nivel que pocas veces se ve.

Sumergiéndonos en Night City

Nuestra aventura empieza en el momento en que le ponemos rostro a nuestro personaje. En mi caso opté por una V femenina dentro de mis cánones personales de belleza. Cabe destacar que ya corren por internet muchas capturas de gente exprimiendo al extremo el editor de personajes para crear todo tipo de caras conocidas. Algo así ya lo pudimos ver cuando se estrenó Fallout 4. Es interesante que el diseñador nos permita romper barreras y crear hombres, mujeres o incluso muñecas barbie sin genitales. Además de poder combinar los rasgos para tener lo que nos apetezca. Puede parecer una tontería tratándose de un juego en primera persona, pero saber que “es como tu quieres que sea” hace que la inmersión sea aun mayor.

Nunca he sido especialmente fan de la primera persona. Sin embargo, Cyberpunk 2077 consigue que la cámara simule movimientos según si colisionamos con algo o alguien, si echamos a correr o si apuntamos con el arma. Con pequeños detalles como dar una vuelta de campana si nos atropellan o poder apuntar desde cobertura “de lado”, al más puro estilo Rainbow Six Siege, el juego sabe crear inmersión. A todo esto hay que sumarle una serie de personajes principales y (no tan) secundarios que revolotean a nuestro alrededor. Desde luego, que un juego se sienta vivo depende de que sea creíble, y considero que este título destaca en eso.

La ciudad de Night City nunca duerme. En este ciudad retro futurista y distópica ficticia, hay tres estratos sociales que conviven. Al empezar el juego podemos elegir si partimos de la escala Corpo, los buscavidas de la calle o los nómadas de las afueras. No es que tenga una implicación limitante nuestro origen, pero si nos abre diálogos adicionales durante la trama. Asimismo, el capítulo cero es diferente para cada una de estas clases. Aunque a posterior el juego se desarrolla “igual”.

Las relaciones que entablamos durante la campaña son en su mayoría opcionales. Podemos rushear la historia en unas 20 horas, según How Long to Beat. Aunque si nos ponemos a rolear acabaremos con una agenda de contactos larga y más de 40 horas a la espalda para llegar a uno de los múltiples finales. Este es un detalle importante, porque la historia puede ser tan densa como queramos. Podemos estrechar lazos con quienes nos rodean y aliarnos o enemistarnos con ellos. Cada decisión tiene peso a corto, medio o largo plazo. No es que perdamos el acceso a alguno de los finales, sino que debemos ver la ciudad entera si queremos conocer todos los finales posibles.

Una buena mercenaria tiene contactos

V es una mercenaria de Night City. Esto implica que acepta todo tipo de trabajos de los Fixer. Los Fixer hacen el rol de contactos y nos llaman para ofrecernos trabajos, vehículos o información para la campaña personal. Cuanto más renombre acumule nuestra protagonista, más y mejores llamadas recibiremos. La reputación crece según completamos misiones principales y secundarias y realizamos eventos dinámicos del mapa. El concepto principal y secundaria son bastante difusos en Cyberpunk 2077. Pues como os decía, gran parte de la historia está desperdigada por el contenido “secundario”. Este juego me ha hecho pensar mucho en The Legend of Zelda Majora’s Mask.

Majora’s Mask dura una cuarta parte que Ocarina of Time, sin embargo gran parte del lore y contenido está fuera de la campaña principal. Cyberpunk 2077 sabe jugar esta carta elegantemente. Cuando nos perdemos por las misiones y exploramos el mundo, nos damos cuenta de que cada subtrama tiene una densidad tan gruesa que es como vivir una juego a parte. La sensación de “la ciudad está viva” o “todos tenemos nuestros problemas” cobra sentido. Conocer a los personajes implica vivir sus líneas en paralelo a la nuestra. Es más, conocer a un personaje puede llevar a otro y bifurcar una misión en dos(o más) donde podemos conocer a varias personas interesantes mientras resolvemos sus problemas conjuntos e individuales. Las ramificaciones son increíbles.

Ciencia Ficción por todas partes

No solo de neones y garras retráctiles va la ciencia ficción. Cyberpunk 2077 recurre a guiños y homenajes a todo tipo de obras de ciencia ficción. Desde el reconocible Hideo Kojima como NPC, hasta un logro llamado “Altered Carbon”, podemos hallar referencias a muchas obras del género. Además, de forma indirecta, el título nos puede recordar a Blade Runner, Ghost in the Shell, Akira, El Quinto Elemento y hasta Juez Dredd, entre otras muchas obras. Quizás no haya coches voladores, pero entre los ciborgs y los rascacielos interminables también hay magia.

El combate bebe directamente de esta ambientación. Nuestra protagonista puede modificar su cuerpo para incluir nuevos implantes y mejoras de todo tipo. Piernas con capacidad de doble salto, puños de puro metal para repartir estopa o kevlar bajo la piel para mitigar los daños. Además de un sistema operativo que mejora la visión, y permite piratear sistemas y otros ciborgs sobre la marcha. La humanidad ha evolucionado a su siguiente estadio, y las ataduras carnales quedan ya lejos en Cyberpunk 2077.

Como todo buen RPG, nuestra protagonista sube de nivel y puede escoger perks y mejoras permanentes. Este sistema es muy caótico y extraño de entrada, pero tras una horas se deja digerir. Al subir de nivel podemos optar por constitución, tecnología, temple, etc.. Cada una de estas aptitudes abre un abanico a habilidades relacionadas. Si mejoramos la inteligencia, V será más apta para el pirateo, mientras que si mejoramos la constitución tendremos un personaje más rudo y de escopeta en mano. Podría escribir una guía completa sobre cada aspecto mejorable y sus implicaciones, pero no es el objetivo de hoy.

Lo importante es poder expresar que el desarrollo del personaje implica decisiones a largo plazo. Puesto que si mejoramos un cosa pero no la otra, en algunas misiones tendremos ventaja y en otra no. Abrir puertas a fuerza bruta puede evitar dar todo un rodeo por las alcantarillas. Mientras que saber de tecnología puede permitir desactivar toda la seguridad y droides de un recinto. La elección es nuestra, por lo que cada partida puede ser potencialmente diferente. Más ramificaciones, igual que pasaba con los diálogos durante las misiones.

Dispara primero, pregunta después

El sistema de combate al uso, se divide en cuerpo a cuerpo y armas de fuego. Si nos centramos en las armas de fuego, puedo decir que el sistema cumple y es divertido. Cada tipo de arma tiene un retroceso, peso y sensaciones diferentes. No es lo mismo una escopeta de dos cañones que un fusil de asalto. Asimismo, el combate cuerpo a cuerpo ofrece desde puñetazos limpios, hasta garras retráctiles o incluso el uso de armas blancas como katanas y porras. El cuerpo a cuerpo cumple, pero tiene ciertas decisiones de diseño que rompen el clímax. Básicamente es mala idea hacer que pulsar B sea agacharse, pero pulsar B dos veces sea esquivar. Es bastante común acabar agachado en vez de evitar un golpe fatal.

Por lo demás, la personalización vuelve a salir a la palestra con un sistema de creación y mejoras de armas y armaduras. Si decidimos optar por este camino en nuestros rasgos, podremos buscar diseños y fabricar y mejorar nuestro propio equipo. Asimismo, este admite mods y modificaciones en el cañón, la mira y otras variantes.

Night City, una ciudad muy bella

El tema gráficos y rendimiento es muy polémico con este juego. Una vez más, reitero que he jugado en Xbox Series X. No existe un parche next gen específico, pero visualmente es un título que destaca. El detalle de los personajes, las expresiones, la sincronización labial y demás son de no creérselo. Asimismo, puedo decir que en Xbox Series X la experiencia es fluida y sin caídas acusadas de frames, o al menos no las he notado en su modo rendimiento. A todo esto hay que sumarle un doblaje al castellano sobresaliente. Donde, además, destacan personajes que tiene acentos latinos, eslavos o incluso haitianos, lo cual crea más riqueza aun. Cerraré este capítulo reconociendo la fabulosa banda sonora, puesto que es variada y muy inmersiva. Desde rock, hasta electrónica la ciudad tiene todos los sonidos.

Un diamante en bruto

Si sois asiduos de las redes sociales, ya habréis visto mil memes sobre bugs, errores y situaciones inverosímiles en Cyberpunk 2077. No voy a endulzar la situación, hay muchos bugs. Lo importante es no encontrarse con muchos limitantes. En alguna situación he tenido que guardar la partida y volver a cargar porque algún npc había atravesado el suelo o porque algo no estaba donde debía. Sin embargo, os puedo decir que la mayoría de bugs que he visto son cómicos. Al más puro estilo Bethesda, hay npcs con poses raras, gente que tropieza y sale volando y cosas que explotan de forma espontánea. Al juego le hace falta pulido en este aspecto, además de solventar sus versiones old gen en cuanto a rendimiento. Sin embargo, dadle tiempo, porque el juego vale la pena.

¿Vale la pena Cyberpunk 2077?

En definitiva, tras más de 40 horas viviendo en Night City, y habiendo visto un final de los múltiples que tiene, puedo decir que es de lo mejor de esta generación. Es cierto que aun le falta pulido y tiene muchos problemas técnicos (según la plataforma). No obstante, la trama, los personajes y el mundo están a un nivel que pocas veces he visto. No os quedéis con la nota numérica que le voy a poner, os pido que leáis atentamente todo el texto y, si podéis, probéis el juego vosotros mismos. Muchas gracias por haber dedicado vuestro tiempo a leerme. Nos vemos por Comunidad Xbox.

Cyberpunk 2077

69.99
9

Nota

9.0/10

Pros

  • Ambientación
  • Desarrollo de la trama y sus personajes
  • Apartado visual
  • Referencias a la ciencia ficción
  • Doblaje

Cons

  • Problemas técnicos
  • Muy complejo para gente no asidua al RPG
  • Se explota poco la clase inicial de la protagonista
  • Se necesita una consola Next Gen para disfrutarlo realmente

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.