La primera gran expansión del simulador de zombis ya está disponible para Xbox One

El gran título de zombis State of Decay 2, exclusivo de Microsoft y obra de Undead Labs, ya ha recibido su primer dlc importante, tras los pequeños paquetes Doomsday e Independence Day anteriores (el primero de ellos era por reservar el juego y el segundo fue gratuito) que sólo eran nuevos vehículos, armas y zombis con skins nuevas. ¡Y ya hemos estado jugando!

Daybreak nos propone un nuevo modo de juego, mucho más orientado al cooperativo que el juego principal (que aunque puede jugarse con la cooperación online de amigos, está más orientado al modo en solitario).

Ahora nos pondremos en la piel de un soldado de operaciones especiales y estaremos en una pequeña base del ejército. Nuestra misión es proteger a un técnico mientras repara la antena que servirá para comunicarse con el exterior y sacarnos de allí. Este técnico es un npc (nadie lo controla) y no se moverá del centro de la base, y tendremos que cuidar de su vida a toda costa. Si muere, se acabó todo. Hay que estar muy pendientes de su barra de vida y quitarle de encima cualquier zombi que consiga acercarse.

Seremos un pelotón de cuatro soldados. Podemos crear una partida e invitar a amigos o unirnos a una ya creada. Incluso podemos jugar offline (en ese caso, los otros tres soldados serán bots manejados por la IA del juego)

A partir de ahí, empezarán a llegar oleadas de zombis, frenéticamente y sin parar hasta que se agote el tiempo; unos tres minutos por oleada que, creednos, se hacen muy, pero que muy largos. Llegarán de todo tipo, como los salvajes, los hinchados, los juggernauts, los de la Plaga de sangre y los nuevos juggernauts de sangre, aún más letales que los que conocíamos.

Tras cada oleada, un paquete de suministros será soltado desde un helicoptero y apenas tendremos un minuto y medio para buscarlo frente a la pequeña zona abierta frente a la base, equiparnos, reponernos y reparar los muros que hayan estropeado o derribado las hordas de zombis. Si nos sobran medicamentos, también podemos curar al técnico si es que ha sido dañado.

Superemos todas las oleadas o no, tendremos premios consistentes puntos de influencia y  en nuevas armas y suministros para desbloquear y poder usarlos desde el principio en la siguiente partida.

Y lo mejor, también recibiremos premios para usar en la campaña (esos objetos lo tendrán los comerciantes a la venta la próxima vez que entremos en el modo campaña). De modo que, además de divertirnos con un modo de juego más frenético y salvaje (muy recomendable jugar con amigos) también tendremos beneficios en el modo en solitario o campaña.

Ya podéis descargarlo directamente desde el juego

o desde la  Tienda de Xbox. El precio dependerá de la edición de State of Decay 2 que tengáis:

  •  Los que tengáis la edición normal (da igual física o digital): 9’99 euros.
  • Si jugáis el juego desde el Game Pass, tenéis un descuento y se os queda en 8´99 euros.
  • Si tenéis la Edición Ultimate, no os cuesta nada; ¡a descargarla!