La nueva consola de Microsoft ha tenido un buen arranque en ventas

Según un estudio estadístico del mercado del videojuego realizado en Estados Unidos, el mes de noviembre ha sido un gran período de ventas para el hardware.

Mat Piscatella, un analista experimentado, ha mencionado que noviembre es un mes un tanto diferente a los demás, ya que prácticamente las tres compañías grandes del sector están en un gran momento con su hardware. De esta forma, refiere que bien podría ganar cualquiera de las tres.

No obstante, Piscatella hace especial hincapié en la nueva consola de Microsoft, Xbox One X, la cual habría superado las previsiones de ventas de la propia compañía, sobrepasando las 600.000 unidades que tenían previsto vender desde su lanzamiento hasta final de año.

Por otra parte, el analista cree que Sony, Microsoft y Nintendo lo están haciendo bien, cada una por separado, ya que las tres plataformas están teniendo muy buenas ventas en estos meses, lo que conlleva a una perspectiva muy optimista para el sector. Además, refiere que el mercado no se para a ver que plataforma es la que lleva más ventas, porque puede que las diferencias entre las tres marcas sean unas pocas unidades.

También hace referencia al reciente Black Friday, evento en el que se aplican descuentos a los productos en venta para aumentar los beneficios y atraer así un mayor movimiento del mercado. Este evento, según comenta, está siendo muy bueno en ventas tanto para Microsoft como para Sony, y es que ambas tienen unas ofertas muy buenas. Sin embargo, Nintendo pierde fuelle en este campo, ofreciendo descuentos insignificantes, así como poco catálogo ofertado.