¿Porqué Microsoft no hace lo mismo que las otras compañías?

Considero que al igual que a mí, en algún momento a muchos se les habrá pasado por la mente ese deseo de que (por ser esta una web de Xbox) por ejemplo un videojuego similar a Uncharted 4: A Thief’s End o un The Legend Zelda: Breath of the Wild sea desarrollado por Microsoft para Xbox One. A mi parecer hay dos culpables de que esta situación suceda, en primer lugar Microsoft, aunque este es un tema que pienso dejar para después, pero en segundo lugar y más importante aún, el propio fanático de la marca, lo digo porque también he tenido esos pensamientos y tras darle vueltas durante horas he encontrado que el formularnos la pregunta de ¿porqué Microsoft no hace lo mismo que las otras compañías? es errónea desde su propio planteamiento.

Aclaro una cosa, Microsoft es un compañía, así de simple, por supuesto que desean el dinero de sus usuarios, pero es innegable que allí también trabajan personas que les apasiona lo que hacen, que desarrollan videojuegos no solo para ganarse la vida sino que también por que es algo que les gusta. Una vez entendido esto creo que se debe empezar comprendiendo que Microsoft es eso, Microsoft, no es Nintendo ni es Sony, sé que sonará tonto pero es así, de allí que no tenga sentido el pedirle peras al olmo.

Si repasamos la historia de cada uno de los tres fabricantes de consolas nos encontramos con que en todas las ocasiones en las que han intentado repetir la fórmula que le funcionaba a la competencia terminó siendo un fracaso, cuando Xbox 360 trato de repetir el fenómeno de Nintendo Wii al lanzar Kinect terminó siendo una apuesta fallida, cuando Sony quizo competir en contra de Halo con la serie Killzone, al ver la poca relevancia de Shadow Fall decidieron que Guerrilla Games se enfocara en una nueva IP, Ryse: Son of Rome, PlayStation All-Star, The Order 1886 y muchos otros ejemplos más que se me escapan en este momento. A lo que quiero llegar al hacer referencia a estos ejemplos es que en aquellas ocasiones en las que una de estas compañías quiso imitar a la otra esto no salió demasiado bien, un escenario muy diferente sucede cuando cada una sigue su camino, si bien ninguna de las tres ha estado exenta de problemas pues algunos de esos títulos innovadores no logran ser el éxito en ventas esperado, cuando han escuchado y tienen en cuenta los interés de sus fans es cuando mejor se hacen las cosas.

Microsoft tal vez podría hacer un videojuego similar a Uncharted, tal vez tenga buenas ventas, incluso a la crítica también le guste, pero de lo que estoy seguro es que el Halo de Sony o el Horizon Zero Dawn de Microsoft siempre estarán a la sombra de aquella obra ala que trataron de imitar. Como jugadores debemos entender que pedir más de lo mismo pero con ligeras diferencias no es lo correcto, retomando la pregunta que comentaba al inicio de este artículo, Microsoft no puede hacer lo mismo que los demás porque el resultado no sería el mismo, se perdería la magia de aquellas obras a las que se desea robar su identidad.

Considero que como usuarios debemos valorar mucho más aquellos videojuegos que le dan identidad a nuestra consola, lo que en 2014 me hizo comprar una Xbox One fue Sunset Overdrive, videojuego al que a día de hoy sigo juego de vez en cuando, es en Cuphead, Ori and the Blind Forest o Forza Horizon 3 que Microsoft me invita a seguir apostando por Xbox, son videojuegos que me brindan horas de diversión y que no puedo encontrar algo que despierte las mismas sensaciones en el catálogo de la competencia. Cuando veo 2018 me encuentro para esta primera mitad a Sea of Thieves, State of Decay 2 y Crackdown 3, la aventura pirata de Rare no logra despertar mucho interés en mí, pero sí que me alegra que Phil Spencer haya dado luz verde a esta propuesta, la cual se diferencia en gran medida de cualquier otro videojuego que hayamos visto antes y aporta variedad al catálogo de la consola. Del lado de Sony o Nintendo también encuentro grandes exponentes como Splatoon o el inminente God of War, que rompe con lo antes visto en la saga.

Lo que espero haber dado a entender en este texto es que como fanáticos no deberíamos pedir más de lo mismo a una compañía, quien quiera un God of War que se compre una PlayStation 4 y quien quiera zarpar junto a sus amigos en su barco pirata que se compre una Xbox One. Tanto Microsoft, Nintendo y Sony ofrecen experiencias de juego que ahora más que nunca se diferencian enormemente entre sí, ya no se compite por quien hace el mejor videojuego de plataformas, el mejor shooter o el mejor videojuego de conducción, se compite por ofrecer la mejor experiencia de juego, 2018 de momento pinta como un gran año para el sector de los videojuegos y con cada uno de sus videojuegos estas tres compañías se disputarán el que los jugadores se sientan identificados y sean más afines por lo que cada una de estas tengan por ofrecer, ¿quién lo hará mejor?

Imagen relacionada