Se analiza el rendimiento de The Elder Scrolls III: Morrowind en Xbox One

En el pasado programa de Inside Xbox se anunciaron nuevos títulos retrocomptabiles de la primera Xbox con Xbox One. Éstos sorprendieron a propios y a extraños, pues su calidad y su relevancia dentro del catálogo de la consola original es muy notable. Así pues, entre esos clásicos que han llegado en los últimos días, y los que están por llegar, se encuentra The Elder Scrolls III: Morrowind, una de las entregas de la saga mejor consideradas.

Y como es habitual con estas adaptaciones en Xbox One, se tiende a realizar una comparativa entre la versión original, la cual se lanzó en 2002) y las mejoras que actualmente se han implementado.

De eso se ha encargado Digital Foundry, la cual mediante un vídeo nos muestra las mejoras técnicas realizadas entre las cuales nos encontramos el aumento de resolución a 4K en el caso de Xbox One X. Además, también se ha aumentado la tasa de fotogramas por segundo a 60 estables, lo que conlleva un rendimiento muchísimo más alto que el del original.

Teniendo en cuenta las pruebas realizadas, podemos decir que la adaptación de The Elder Scrolls III: Morrowind es más que una sencilla compatibilidad. Así mismo, la resolución de imagen pasa de 480p del original a 2560×1920 panorámico en el caso de Xbox One X y a 1280×960 píxeles en Xbox One/S.