Tras esta adquisición surge una nueva desarrolladora bajo el nombre Rebellion North.

La desarrolladora de Sniper Elite y Strange Brigade, Rebellion Games, han anunciado que el estudio ha formado Rebellion North tras la adquisición de TickTock Games.

TickTock Games ya había trabajado anteriormente con Rebellion en títulos como Battlezone Gold Edition y Rogue Trooper Redux, además de para otras compañías como Microsoft, Nintendo, Nvidia y Sony a lo largo de sus 12 años de historia.

Renombrada como Rebellion North, la compañía es el cuarto estudio de la familia Rebellion, uniéndose a Rebellion Liverpool y Rebellion Warwick junto con la sucursal principal de la compañía en Oxford.

“Traer a más gente a la compañía es una gran manera de empezar el 2019”, comentó Jason Kingsley CEO y co-fundador de Rebellion. “La empresa sigue creciendo y es importante que incorporemos a las personas adecuadas como parte de ese proceso. Hemos trabajado con el equipo de TickTock desde hace tiempo y sabemos que seguirán prosperando como Rebellion North”.

Rebellion North ya está trabajando en varios proyectos para la compañía, que además tiene “varios títulos no anunciados” que saldrán a la venta este año.