El director de Final Fantasy XV quiere un juego el cual el usuario disfrute como quiera.

Final Fantasy XV aportó nuevas mecánicas jugables, así como un mundo planteado de una manera totalmente innovadora en la franquicia. Ahora, su director Hajime Tabata ha arrojado algo de luz en  cuanto a lo que nos podríamos  encontrar en la siguiente entrega de la saga, Final Fantasy XVI.

Según ha contado para la revista oficial de Xbox en el reino unido, al director le gustaría hacer un Final Fantasy en el que se disfrutase de una libertad absoluta, un mundo en el cual los usuarios pudiesen  moverse a su libre albedrío.

Crearía una versión de Final Fantasy en la que pudieras jugar con libertad completa. Nunca sabrías qué pasaría después, y cada jugador tendría la posibilidad de disfrutar del juego como quisiera“.

Si bien, como hemos dicho, Final Fantasy XV parece apuntar ya maneras para la intención futura de Tabata, no es a lo que están acostumbrados los fans o el concepto que tienen de ella, hablando del público oriental. “Es difícil decir definitivamente en este momento si todo el juego será de mundo abierto”, comentó Tabata, “pero puedo decir que la experiencia general que tendrán los usuarios será la de estar en una zona masiva, que esa será la experiencia general que vamos a perseguir también para el próximo proyecto“.

Final Fantasy XV: Royal Edition listado para Xbox One

Habrá que esperar a ver si durante este año se menciona Square Enix sobre el próximo título de la saga, y si finalmente tendrá algo que ver con aquella demo técnica de 2012 la cual recibía el nombre de Agni’s Philosohy: Final Fantasy que podéis ver a continuación.