La nueva actualización para Xbox Series X|S corrige varios de los problemas de conectividad que presentaba el mando de la consola.

La nueva actualización para el ecosistema Xbox ya está disponible desde esta misma semana. Entre las varias mejoras añadidas con este nuevo parche destaca la solución a varios de los problemas de conectividad con el mando de Xbox Series X|S. Así lo ha comunicado Jason Ronald, director de gestión de programas Xbox, a través de su cuenta de Twitter.

Aunque eso no es todo lo que incluye la nueva actualización de marzo del ecosistema Xbox. A partir de ahora, podremos seleccionar que mejoras disponibles aplicamos en nuestros juegos en caso de que estén disponibles. Tales cómo la mejoras de color a través de Auto-HDR o el FPS Boost añadido recientemente a ciertos juegos retro compatibles de la Xbox Series X|S. Una vez seleccionadas las mejoras que queremos aplicar (o no) en el juego que estén disponibles, deberemos reiniciar la aplicación para que estas surjan efecto.

Otra de las novedades de esta nueva actualización es el regreso de los logros para la Xbox app en dispositivos móviles. Además, a partir de 16 de marzo, día de lanzamiento del nuevo Headset de Xbox, estará disponible una actualización para periféricos de Xbox. Dónde podremos gestionar de una manera más profundad muchos parámetros para poder exprimir al máximo la configuración del audio de nuestros auriculares.

Por último, también se ha rediseñado la parte dónde podemos consultar nuestras suscripciones a los servicios de Xbox. Ahora será más fácil consultar y gestionar todos los datos relacionados con pagos y facturación. Está sección está disponible a través de los Ajustes de la pestaña Cuenta en la configuración de la consola. Si deseáis consultar en profundidad todos los detalles de la nueva actualización de marzo podéis hacerlo a través de este enlace.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.