La hermana pequeña se lleva todos los honores.

Ampere Analysis, una empresa británica especializada en estadísticas avanzadas ha publicado un estudio en el que desgranan cómo se encuentra el mercado actual de videoconsolas. Un artículo en la web de Video Games Chronicles resume los puntos clave del estudio. Muestra que, en determinados mercados, principalmente en Occidente y Asia, las consolas Xbox Series S ya han vendido más que las Series X.

Más fácil de producir, más fácil de comprar

Según el director de investigación de videojuegos en Ampere Analysis, esta situación se explica principalmente por el contexto actual de fabricación. La escasez de componentes está teniendo un gran impacto en las líneas de producción de consolas. El ensamblaje de una Xbox Serie X requiere más componentes raros que una Serie S. En consecuencia, la oferta es más lenta en la primera que en la segunda, lo que repercute en las ventas.

xbox series s

Por supuesto, el presupuesto de los consumidores también está en juego. El producto estrella de Microsoft está destinado a atraer a más personas con su precio de 299,99 euros. Es un precio muy atractivo, sobre todo frente a los competidores que están cobrando más por sus consolas.

Microsoft tiene la costumbre de no comunicar datos sobre el número de las consolas vendidas. Ampere Analysis estima que a 30 de septiembre de 2021 se han vendido 6,7 millones de unidades de Xbox Series X|S en todo el mundo. Sin dar detalles sobre las cantidades de uno y otro dispositivo, el estudio apunta que el número de Xbox Series S es mayor la de Xbox Series X. Y, por supuesto, el comportamiento de los consumidores y la escasez de componentes no pueden ser los únicos factores de esta tendencia.

De hecho, aunque esto se confirme, no es algo que preocupe a Microsoft, sino todo lo contrario. Esto se debe principalmente al lugar central que tiene la oferta desmaterializada en el ecosistema de Xbox, ya sea la compra de juegos en la Store o Game Pass. El propio Phil Spencer confirmó hace unos días que el servicio creado en 2017 era perfectamente viable y seguía creciendo. Además, el mes pasado ya expresó su confianza en la más pequeña de las últimas consolas de la marca. Para él, la actual generación terminará con la Xbox Series S en lo más alto del podio en cuanto a ventas.

Los números no mienten y hay muchas razones para creer que las cifras presentadas por Ampere Analysis son totalmente realistas. Un año y medio después de su anuncio, la consola, que algunos podrían haber calificado de “apuesta arriesgada” por sus diferencias técnicas con su hermana mayor, está resultando finalmente un gran éxito. La locura por la Xbox Series S es una prueba más, si es que se necesitaba alguna, de la importancia vital de Game Pass, y al mismo tiempo, una clara explicación de su éxito.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.