La polémica de las microtransacciones dan la vuelta al mundo

La controversia que han generado las cajas de botín en las últimas fechas no es ninguna novedad, y prueba de ellos son las muchas voces relevantes de dentro y fuera de la industria del vídeojuego hasta el punto de llegar a la comisión de juego del Parlamento belga donde se ha criticado duramente este modelo de negocio.

Y no ha sido el único, ahora el senador francés Jerome Durain (Partido Socialista) ha publicado en su cuenta de Twitter una carta dirigida a la Agencia ARIEL que controla el juego y las apuestas hablando del efecto negativo que pueden tener los micropagos y las cajas botín en la industria, para posteriormente pedir una legislación que regule ésto mismo.

En la misma carta critica el uso que se hace de las microtransacciones en juegos como Star Wars Battlefront 2 llevándolos a un modelo Pay-to-Win pero también reconoce el buen encaje que tienen las cajas botín en Overwatch. Por último, Jerome ha concluido que ha hablado con el Secretario de Estado de Asuntos Digitales de Francia, los organismos de desarrollo y los consumidores de videojuegos, y confía en tener todo ésto controlado en el país galo.