“El anuncio realizado se refiere a una reestructuración interna”.

La editora de Metal Gear Solid y Silent Hill, Konami, ha negado los rumores de que vaya a cerrar su división de juegos tras una reestructuración interna del negocio que ha supuesto la consolidación de sus divisiones de producción.

Los rumores surgieron después de que la empresa anunciara ayer la reestructuración a sus inversores en un comunicado corporativo que incluía muchos cambios de personal y una reestructuración organizativa, incluido el nombramiento de varios jefes de las divisiones de producción, es decir, los que serían responsables de las secciones de juegos de su negocio, nuevas funciones y la aparente disolución de las divisiones de producción 1, 2 y 3.

Sin embargo, en una declaración a Eurogamer, Konami negó que su división de videojuegos estuviera en absoluto amenazada, afirmando que “el anuncio realizado se refiere a una reestructuración interna, con la consolidación de las Divisiones de Producción. No hemos ‘cerrado’ nuestra división de videojuegos”. Como señala el informe de Eurogamer, la función de las “divisiones” era supervisar los departamentos de producción que se encargan del desarrollo de los juegos y son estos departamentos los que se mantienen.

Al parecer, la medida pretende agilizar el negocio, eliminando una capa de gestión del proceso para permitir que los departamentos informen directamente a la alta dirección. Konami espera que la reestructuración les permita responder más rápidamente a los cambios del mercado. Los cambios entrarán en vigor a partir del 1 de febrero de 2021.

Dicho esto, no se sabe mucho sobre los videojuegos en los que Konami está trabajando actualmente, aparte de la serie eSports Pro Evolution Soccer. Sin embargo, el verano pasado se informó de que el editor estaba buscando “nuevas ideas” de desarrolladores occidentales para el futuro.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.