Ubisoft se caracteriza por ser una empresa contemporánea, con buenas ideas…pero a veces no consigue captar los deseos de quienes adoran sus obras.

Llevo unos días alejado de las redes sociales. Entre que no he acabado de ver Juego de Tronos (tengo delito, lo sé) y las supuestas filtraciones de juegos y especificaciones de las próximas consolas, cada vez que me meto en la aplicación del pajarito azul navego con miedo. Quiero seguir así, la verdad. Pese a que es inevitable conocer el flujo de información y las noticias mas relevantes debido a que estoy metido en Comunidad Xbox, intento prestar poca atención a esta rumorología y enfocar mis energías a elucubrar qué podrían hacer las compañías para este E3, o que movimientos serían los acertados para labrarse un futuro prometedor. Una de las empresas que lo tienen más fácil es Ubisoft, y puede obtener un éxito de aquí a unos años si cumple la siguiente premisa: abrir los oídos y cerrar los ojos.

El usuario manda. Sin la base que sustenta a Ubisoft, nada tendría sentido, la empresa gala se iría a pique y no veríamos el afloramiento de viejas o nuevas IP’s. El usuario es importante, y más todavía cuando muchos de ellos se consideran claramente fans de la compañía. Para no estarlo: Ubisoft contiene un abanico enorme con propuestas que comprenden desde grandes producciones para un solo jugador, propuestas completamente online y que son sólidas como una roca, pasando por títulos que abrazan el mercado independiente de una manera muy acertada. El viento sopla a favor de Ubisoft, pero no debe relajarse, ya que el mar por donde navega es muy traicionero. Dicho con otras palabras, el usuario es la marea que puede llevar el barco a buen puerto o hundirlo en mitad del océano.

¿A qué viene esta maraña de metáforas? Bien sencillo, y es que pese al buen hacer de Ubisoft, aún tiene margen de mejora si escucha a los jugadores. Es bien sabida la demanda que muchos de nosotros esperamos, y la compañía citada esta haciendo muy bien sus deberes… pero necesita sacar del cajón antiguas licencias que precisan ser desempolvadas. Ellos saben compensar al usuario, apostar por sus servicios como ningún otro y arriesgar con ideas originales. Solo hay que ver su insistencia con For Honor y Rainbow Six Siege, que pese a tener unos inicios tortuosos y poco prometedores, consiguieron generar alrededor suya una comunidad fuerte que sigue jugando activamente a día de hoy.

La gente demanda, pide (pedimos) a Ubisoft que abra los oídos y cierre los ojos. No digo nada nuevo si la gente espera para este E3 una nueva iteración de Splinter Cell. No es nada nuevo porque llevamos pidiendo cuatro años lo mismo. Por suerte, parece que nuestro sueño con Sam Fisher se va a hacer realidad (ya sabéis… los niños y los borrachos siempre dicen la verdad). Mismos deseos podemos rescatar de Prince of Persia, una saga que tuvo sus altibajos con alguna de las entregas, pero que en general ha dejado un buen sabor de boca, con un concepto de las arenas del tiempo que podría explotarse mucho, muchísimo tanto a nivel de puzles como de dirección artística ¿Os imagináis como pueden moverse las partículas de arena en la próxima generación? Que suerte tenéis, porque yo no.

Cerrar los ojos para no ver las cifras de ventas generadas por Far Cry, y abrir los oídos para escuchar las tonadillas de una hipotética entrega de Rayman. No voy a mentir, para mi el mejor juego de Xbox 360 fue Rayman Origins por la puesta en escena que tenía, sus melodías, humor y jugabilidad. Necesito más. Es una de las sagas icónicas de Ubisoft, la mascota de la compañía junto con los Rabbids se merece mucho mas que una simple aparición en un juego de lucha free to play de dudosa calidad. Entre sus manos tienen un lienzo completamente en blanco con el que seguir expandiendo el universo Rayman, añadiendo ese toque único que solamente los chicos de Ubisoft saben hacer. ¿O acaso alguien duda de las sobresalientes pantallas musicales de Rayman Legends? Cruzo los dedos por ver algo de esta saga el próximo día 10 de Junio que me haga ilusionarme como un niño pequeño.

En verdad no tengo nada que reprochar a Ubisoft, ni tampoco hay necesidad. Tienen el don de que sus juegos “hacen click” en el usuario, saben captar la atención del jugador y saben redirigir sus proyectos cuando algo no les cuadra (veremos qué sucede con Skulls & Bones). Ya abrieron los oídos cuando la comunidad se quejó con el resultado de Assassin’s Creed Unity o el malogrado Syndicate, y de sus criticas se erigió años atrás uno de las mejores entregas del credo de Asesinos. Ubisoft, cierra los ojos, abre los oídos, y lo mas importante: sigue dejando volar tu imaginación.