Battlefield 1 sirve de campo de pruebas para las nuevas tecnologías en las que trabaja Electronic Arts.

Cuando el pasado E3 2017 se dio el anuncio por parte de Electronic Arts de crear la división de investigación de experiencias extraordinarias (SEED, por sus siglas en inglés) era aún un misterio el objetivo que la compañía tenía. Hace poco nos hemos podido enterar de uno de los trabajos en los que este equipo ha estado involucrado, la creación de un agente de IA autodirigido que ha aprendido a jugar al multijugador de Battlefield 1 desde cero.

El director técnico de SEED, Magnus Nordin ha compartido información sobre los resultados obtenidos con el agente y el cómo fue este proceso. Lo primero que el equipo decidió hacer fue centrarse en lo más básico, construyeron un juego de acción tridimensional bastante rudimentario para así poner  a prueba sus algoritmos y entrenar a la red. Tras obtener resultados positivos con el juego básico, SEED colaboró con el equipo de DICE para integrar el agente en Battlefield 1.

Durante las pruebas se enfrentaron a jugadores reales contra agentes de IA en un modo de juego simplificado restringido al uso de armas cortas. Si bien los jugadores de carne y hueso lo hicieron mejor, no fue una victoria excesivamente holgada, según lo que comenta Magnus Nordin. Aquí debajo te encontrarás un video en el que se nos muestran como fueron estas partidas:

En cuanto a los retos a futuro el principal objetivo del equipo es lograr que por ejemplo, los agentes no se queden dando vueltas en un mismo punto, esto debido a que aún no son muy buenos en la planificación previa, sino tienen nada a la vista no buscan oponentes o tratan de esconderse el agún sitio. Si te preguntas cómo es el entrenamiento de estos agentes, para ayudar a que estos puedan autodirigirse y darle algo de ventaja en las combinaciones básicas de acciones, se les pone a observar 30 minutos de juego humano, un proceso que le llaman “aprendizaje por imitación”. Estos agentes además practican durante seis días contra versiones de sí mismo y contra algunos bots sencillos y anticuados.

En cuanto a los beneficios de esta IA, Magnus Nordin ha manifestado que por ejemplo el equipo de DICE podría utilizar estos agentes para su fase de pruebas y control de calidad, permitiéndoles compilar más información de errores y detectar fallos. En cuanto a los juegos futuros, lo que el directivo espera es que conforme vaya avanzado esta tecnología de aprendizaje profundo, los agentes sean capaces de dominar una serie de tareas y de adaptarse y evolucionar en el tiempo a medida que van acumulando experiencia en sus enfrentamientos con los jugadores humanos.

Sin lugar a dudas es bastante interesante el trabajo que está realizando Electronic Arts en su búsqueda por estudiar, construir y ayudar a definir el futuro del entretenimiento interactivo, en Comunidad Xbox estaremos muy atentos de las novedades que nos presente el SEED en el futuro.