Lo primero que a un individuo se le ocurre cuando piensa en videojuegos son los clásicos que han marcado una época en la historia de los videojuegos. Historia, por cierto, que da lugar a debate puesto que los expertos señalan que es complicado saber cuál fue el primer videojuego.

Las definiciones y la percepción de qué es (o qué no) un videojuego han ido evolucionando con el paso de los años. Fue William Higginbotham quien, en 1958, se sirvió de un programa para el cálculo de trayectorias y un osciloscopio para crear el archiconocido Tennis for Two. Los visitantes de la exposición Brookhaven National Laboratory fueron los primeros afortunados en poder vivir la experiencia de los videojuegos.

Luego llegaron otros como Spacewar, creado en seis meses por un estudiante del ITM que se valió de gráficos vectoriales. Su misión: controlar la dirección y la velocidad de dos naves espaciales cuyo principal cometido era vencer la una a la otra. A pesar de que fue un videojuego que gozó de éxito y popularidad, solo lo hizo en su ámbito de origen: el de la universidad. 

Tras Tennis for Two y Spacewar, llegó la década de los 70. Es en esa etapa donde, para muchos, reside el “boom” de los videojuegos. Primero fue una actualización de Space War denominada Computer Space y que empezó a comercializar Nolan Bushnell. Hubo otra versión, Galaxy War, que se empezó a establecer en los establecimientos recreativos. A pesar de estos dos “updates” de Space War, no sería hasta el “update” del considerado primer videojuego, Tennis for Two, cuando se diera comienzo a la eclosión total y definitiva de los videojuegos.

Las compañías Al Alcom y Atari, junto con Nolan Bushnell, fueron los precursores de esa eclosión. Desde entonces infinidad de temáticas y de géneros han formado parte de la historia de los videojuegos, que no solo han sido nicho de juegos innovadores sino que también han incorporado juegos tradicionales como es el caso de los deportes como el fútbol, los juegos de casino como los slots o incluso los juegos de mesa como el parchís.

Con los videojuegos, las videoconsolas

Con la irrupción de los videojuegos, era cuestión de tiempo que la aparición de las videoconsolas también hicieran acto de presencia. Quizá el origen fuero las máquinas recreativas, pero estas no se podían comprar a un precio asequible y tampoco es que fuese fácil encontrarles un espacio en casa. Es por eso que la generación de los 16 bits de los 90, que sucedió a la generación de los 8 bits de los 80, trajo consigo la aparición de numerosas videoconsolas.

Entre ellas está la Super Nintendo o la Sony Playstation, que a día de hoy es la más popular del mundo. Una popularidad de la que también goza la Xbox, que nació más adelante, en 2001, de la mano de Microsoft, y que cuenta hoy en día en su plataforma online con más de 60 millones de usuarios activos. Y subiendo.

También están en alza las innovaciones tecnológicas que se incorporan a la industria. Innovaciones que, como el Tennis for Two, formarán parte en el futuro de la historia de los videojuegos. La realidad aumentada es uno de esas innovaciones que parece va a estar presente en el sector en no mucho tiempo y que va a cambiar la noción y la experiencia de los usuarios. Significará, presumiblemente, un antes y un después en la historia del entretenimiento virtual.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.