Los polacos han exprimido el hardware de esta gen con Cyberpunk 2077, pero piensan que aún pueden salir mejores juegos

Parece que fue ayer pero ya han pasado más de cinco años desde que la nueva (o sea, la actual) generación de consolas llegó y nos trajo nuestra flamante Xbox One. Con un lanzamiento accidentado pero con algunos juegos bajo el brazo que quitaban el hipo, como el impresionante (todavía a día de hoy) Ryse: son of Rome de Crytek.

Cinco años es bastante, hay generaciones que han durado más o menos ése tiempo. Alguos acostumbran a tomar como medida estándar de lo que debe durar una generación de consolas la anterior, la de Xbox 360. Pero es que esta fue anormalmente larga, prácticamente diez años. El caso es que ya hay rumores más que infundados sobre la nueva generación de consolas, como la Xbox Scarlett (nombre en clave como en su día lo fueron Durango o Scorpio) y por ellos algunos pueden pensar que quizá estas máquinas ya no pueden dar más de sí.

Pero los polacos CD Projekt Red, autores de uno de los juegos que mejor han lucido en esta gen, The Witcher 3: Wild Hunt y que nos dejaron boquiabiertos este verano con el primer gameplay de su nuevo proyecto, Cyberpunk 2077 (que tiene toda la pinta de ser un paso más en gráficos y jugabilidad) no están del todo de acuerdo, creen que aún hay margen de mejora.

En unas declaraciones en  GamingBolt, Miles Tost, diseñador de niveles del estudio, al ser preguntado si hay algo de verdad en el rumor de que su juego estaría pensado ya para la siguiente gen (y que por tanto lo que nos llegaría a la Xbox One actual sería un port downgreado), lo niega:

“los títulos recientemente lanzados nos han demostrado que todavía queda mucho jugo en la generación actual y me sigue sorprendiendo lo que se está haciendo”.

¿Podrían las consolas de la generación actual lograr el conteo de npc´s y lograr en las máquinas actuales lo que se mostró en la demostración? Esto es lo que opina Tost:

“Al observar los juegos lanzados al comienzo de esta generación y compararlos con algunos de los títulos recientes de aspecto absolutamente asombroso, podemos ver una diferencia asombrosa. Los desarrolladores son un grupo de recursos: descubrimos nuevas y mejores formas de usar y optimizar las herramientas con las que trabajamos todo el tiempo”.

Del talento de CD Projekt Red no nos cabe duda y, en vista de lo que nos llega en unas semanas, Red Dead Redemption 2, o Anthem en unos meses, parece que algo de razón tienen.

Que se esté trabajando en nuevas máquinas es algo lógico (siempre se está haciendo, de hecho). Pero parece que Xbox One aún tiene cuerpo para darnos algunas alegrías más en el futuro inmediato (empezando por ése Gears 5 que huele a bestia parda desde aquí…)