Tales of Arise, una carta de amor abierta al JRPG

La saga Tales of es una de las más longevas dentro del género JRPG en la industria del videojuego. Por ello, ha recibido más de 18 entregas principales a lo largo de sus 25 años de historia, más una gran cantidad de entregas secundarias, así como adaptaciones a otros formatos como el anime. De esta forma, la comunidad que se ha creado entorno a esta licencia es de las más fervientes que hay, pues los productos derivados de esta marca siempre han mantenido una cota de calidad notable.

Como es normal, después de tantos años y entregas ha habido de mejores y peores. No obstante, ninguna de ellas ha bajado tanto el listón como para caer en el olvido. Ahora eso sí, las últimas son las que más marcados nos han dejado, no precisamente por ser las más recientes, sino por ser las mejores. Tales of Berseria, Tales of the Abysso Tales of Symphonia estarán siempre dentro de cualquier top de juegos del género, y eso hay pocas sagas que puedan lograrlo con el premiso de Final Fantasy.

Bandai Namco es la encargada de hacer que vibremos con todo este maravilloso universo, y es que no contentos con brindarnos las últimas obras que hemos citado, han regresado a la carga con Tales of Arise. Esta supone la nueva aventura de la licencia, una de las más ambiciosas cuantas hayan creado hasta la fecha. En ella se han implementado cambios a nivel técnico, narrativo y de combate que han supuesto un nuevo eslabón y evolución respecto a sus predecesores. Así pues, vamos a ver en detalle todo lo que esta nueva entrega nos ofrece.

Tales of Arise es una JRPG que nos embelesa desde el primer momento con esa estética anime tan bien trabajada y diseñada. Esa es la sensación en la primera toma de contacto, pero lo cierto es que tiene muchas más cualidades por las que nos atrapa. Esta aventura tiene un corte clásico, pues mantiene gran parte de los valores que han hecho grande la saga. Por ello, su estructura y desarrollo bebe enteramente de esos patrones y fórmulas que tan bien les ha funcionado hasta ahora, aunque claro está con muchas capas modernizadas y actualizadas.

La historia de Arise nos traslada a un enfrentamiento entre Dahna y Rena, dos mundos que chocan por la tiranía y la esclavitud de la población de Dahana por parte de Rena. Entre los distintos habitantes de ambos mundos destacarán dos jóvenes, Alphen y Shionne, quienes a pesar de sus amplias diferencias y su procedencia, serán capaces de cooperar para lograr liberar al pueblo de Dahna de la cruda penitencia a la que están sometidos. Como veis, la premisa es un tanto típica en este estilo de juegos, lo cual a la larga puede jugar un tanto en su contra. No obstante, esta tiene suficientes matices, detalles, profundidad y sorpresas como para mantener la atención del jugador durante todo el viaje.

Aunque la premisa de la historia no es para nada innovadora ni su guion es un entresijo de tramas, lo cierto es que sabe jugar bien sus papeles. Además, esta se refuerza por lo bien que está construido todo el universo que gira entorno a ella. Empezando por los personajes, lo cuales están dotados de todo tipo detalle; con su personalidad bien definida y una gran amalgama de matices que ayudan a reforzar cada posición o decisión que tomamos. Asimismo, la cohesión del grupo de héroes ayudan a generar un núcleo sólido, el cual va evolucionando conjuntamente con la historia y consigue que empaticemos con cada uno de sus integrantes; así que aquí no hay secundarios propiamente dichos.

Y todo esto se cuenta y se construye de una forma magistral. De este modo, el viaje está cargado de escenas animadas generadas tanto con el propio motor juego como con animación clásica o skits. Así pues, esta es lamanara en la que iremos conociendo toda la carga narrativa del juego, con la cual seremos verdaderamente partícipes de lo que estamos viviendo. Lo cierto es que todos estos elementos en conjunto consiguen un compendio de lo más apañado, aportando así un resultado muy notable. Este estilo ya lo pudimos ver en otro título de la compañía como Scarlet Nexus, y es que algunos de sus creativos han trabajado en ambos proyectos.

Pasando al terreno jugable, Tales of Arise sigue la estela de los JPRG convencionales. Esto es algo que está bien porque es lo que un usuario o usuaria busca al adentrarse en este tipo de juegos, pero por otro también acarrea una parte mala. Esta no es otra que el típico diseño de misiones banal, con cientos de momentos de ir de A a B por mero capricho del desarrollador, o recolectar cierta cantidad materiales porque sí, o sin ir más lejos eliminar tal cantidad de enemigos… Estas limitaciones o concepciones del JRG, entre otras que comentaremos, deberían evolucionar hacía un diseño o estructura de misiones más elaborado. Es cruel citar al máximo exponente del género occidental – The Witcher 3 -, pero es que esta obra tiene ya sus años y no hay todavía ninguna que haya hecho sombra a su diseño de misiones o distribución de objetivos. Pero es que sin ir más lejos, hay propuestas occidentales que hacen lo mismo de una forma más modesta debido a unos recursos más limitados… como es el caso de Spiders con Greedfall, por citar alguno.

Con ello, no quiero menospreciar el trabajo que se ha realizado en Tales of Arise, ni mucho menos el contenido que incluye -que es mucho- sino que hay ciertas cosas a ciertas edades que ya se pueden hacer un tanto cuesta arriba… aún a riesgo de ser considerado como un quisquilloso sin motivo.

Dejando esto de lado, el juego nos llevará a explorar una gran cantidad de regiones, ciudades, parajes y mazmorras a cual más espectacular. El mundo que plasma Tales of Arise es sencillamente asombroso, pues se presenta de una forma muy natural, preciosa y con todo lujo de elementos visuales. Mientras recorremos todos estos emplazamientos dispuestos a nuestro disfrute, iremos progresando con nuestros protagonistas y aliados. Estos podrán ir aprendiendo nuevas habilidades, obteniendo nuevo equipo y, por supuesto, ganando experiencia en combate con la que se harán más fuertes.

La aventura cuenta con unas zonas cerradas y abiertas, llegando a tener una mezcla bastante equilibrada. Esta no está concebida como un mundo abierto, ni mucho menos, pues su desarrollo es más bien lineal. No obstante, las zonas de exploración son muy frecuentes y las dimensiones de los entornos se representan en una escala mayor. Esto hace que nos creamos que todo el universo de Arise sea más grande que el de sus predecesores, pero lo cierto es que más o menos son parecidos.

Los entornos guardan una gran cantidad de entresijos que explorar, dónde encontraremos una buena cantidad de secretos. Estos también están llenos de vida y actividades por realizar, pues en esta obra tenemos presentes: la pesca, la cocina, la arena de combate, un rancho que podemos gestionar, entre otros extras más que enriquecen el conjunto. Disfrutar de todo esto nos llevará bastante tiempo, aunque para hacernos meramente con la historia necesitaremos alrededor de unas 45 o 50 horas.

Saltamos al punto más fuerte de todo este compendio, el cual no es otro que el sistema de combate. Este se desarrolla en tiempo real y es de lo mejor que nos podemos encontrar dentro del género. Su configuración por defecto nos deja un botón para realizar una cadena de ataques normales, uno para saltar y pasar al combate aéreo, otro para esquivar y defender, y tres de acceso rápido a los cuales podemos asignar diferentes habilidades o hechizos. Posteriormente, llegado a cierta parte de la historia podremos tener acceso a configurar tres accesos rápidos más.

De esta forma, la combinación de todas estas posibilidades da lugar a un sistema de combate simple a primera vista, pero profundo y divertido en esencia. Y no penséis que aquí ocurre como en otras muchas propuestas del género, ni mucho menos, aquí no se trata de aporrear los botones. Aquí tenemos que usar cada recurso y ataque en su debido momento, pues la correcta combinación y el tempo perfecto de nuestros ataques desencadena el máximo daño que somos capaces de hacer. Añadir que ver en acción todos estos elementos es una auténtica locura de bonito y espectacular, no hemos visto nada más asombroso que esto en mucho tiempo.

Los combates son tan espectaculares y satisfactorios gracias no solamente a los elementos comentados anteriormente, sino también a otros aspectos que interfieren en ellos. Esos aspectos son los ataques conjuntos con nuestros aliados, y es que nuestro equipo está presente y nos ayuda en los duelos constantemente, siendo partícipes de la acción en todo momento. De este modo, existen diferentes tipos de ataques que podemos realizar con ellos según vayamos cargando unos medidores como: ataques mejorados o remates. Los primeros son únicos de cada personaje, y una vez están disponibles solamente hemos de pulsar la cruceta en la dirección de acceso en la que esté el aliado con el medidor cargado. Los segundos son ataques muy poderosos que costará más de llegar a ellos, pero una vez los ejecutemos la cantidad de daño que tendremos a nuestro alcance aniquilará al enemigo por completo.

Como hemos dicho, cada personaje tiene sus propios ataques y estilo de combate, lo cual hace que cada uno de ellos sea útil en combate a distancia, magia o combate cuerpo a cuerpo. De esta forma, se da lugar a las distintas configuraciones de equipo o estrategia. Así pues, siempre podremos adaptar el comportamiento de nuestros aliados parando la acción y reorganizando el equipo según los requerimientos de cada situación. Con ello, le indicaremos a la IA que se comporte de manera más ofensiva, priorice el soporte o sanación, que sea más conservadora, entre otras configuraciones más… No obstante, esta inteligencia artificial no acaba de estar a la altura en algunas situaciones al tener muchas dificultades para evitar o esquivar los envites enemigos.

En cuanto al apartado gráfico se refiere, el título roza unas cotas de calidad notables. En esta ocasión, se nota un gran salto en este apartado gracias a que se ha utilizado la tecnología “Atmospheric Shader”, un nuevo tipo de shader que permite acercar el estilo artístico al de un anime con un toque de acuarela muy cautivador. Por otra parte, las animaciones y los modelados tienen una calidad soberbia, pues están cuidadas con un mimo apabullante a cargo del estudio Ufotable (animadores de Kimetsu no Yaiba).

El rendimiento del título es estable con una tasa de 60 fotogramas por segundo en Xbox Series X, plataforma dónde se ha realizado el análisis. No obstante, Tales of Arise no exprime todo el portento de esta consola, pues la distancia de dibujado no es muy nítida y las texturas tampoco. De esta forma, el juego no aprovecha completamente el hardware de nueva generación a pesar de todo lo bien que se ve. No obstante, las cargas entre pantallas y los combates son prácticamente instantáneas, lo cual es de agradecer y una razón más que de peso para jugarlo en esta plataforma.

Por último, el apartado sonoro también está a un gran nivel gracias a la participación de Motoi Sakuraba, quien ha compuesto una banda sonora increíble. De este modo, Sakuraba ensalza cada momento álgido con pistas más épicas, coros y una gran cantidad de empaque orquestal para lograr así un acompañamiento de diez para esta gran aventura. Por otra lado, las voces están localizadas en japonés o inglés, podemos escoger entre una u otra, y los textos están perfectamente traducidos al español.

Conclusiones

Tales of Arise es una maravillosa y cautivadora aventura, así como una de las mejores entregas de la saga Tales of. Muchas son sus virtudes, como: un atractivo apartado audiovisual, un mundo vivo muy bien construido y un sistema de combate soberbio a la par que divertido. No obstante, la historia quizá podría haber sido un tanto más ambiciosa y desviarse un tanto de los tópicos habituales del género. Asimismo, la inteligencia artificial le falta una vuelta para acabar de funcionar como debería. Sin embargo, Tales of Arise es una obra que se disfruta de principio a fin con un resultado muy sobresaliente. Sin duda alguna, toda una recomendación para toda aquella persona amante del buen JRPG.

Tales of Arise

69.99€
9

Gráficos

8.5/10

Jugabilidad

9.0/10

Sonido

9.0/10

Duración/Diversión

9.5/10

Pros

  • Un mundo muy bien construido y ambientado
  • El sistema de combate es una auténtica gozada

Cons

  • La historia es un tanto típica y llena de clichés
  • Las texturas y la distancia de dibujado no son todo lo nítidas que deberían

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.