Tango GameWorks sale de su zona de confort para regalarnos esta joya que mezcla el anime, el Cel Shading y el Rock and Roll para obtener algo fresco y original.

Casi todo solemos encasillar a los estudios por sus trabajos previos, o lo que conoces de ellos. Si nombramos grandes del sector como ID Software o 343 Industries, todos pensaremos en un shooter, si hablamos de Square Enix sabemos que la cosa seguramente vaya de RPG´s, de FromSoftware sabemos de sobra que vamos a darnos contra un muro muy duro y si hablamos de Tango GameWorks podríamos esperar cualquier cosa menos este Hi-Fi Rush.

No todo es siempre como esperamos.

El estudio encargado de los magníficos The Evil Within y del increíble GhostWire Tokyo nos tiene acostumbrados a títulos que visualmente suelen estar muy cuidados. Todos ellos cuenta con apartados técnicos que llevan años de producción, alardes en cuanto a lo técnico que exprimen el hardware al máximo y todos ellos con un denominador común, su sello AAA por bandera.

Sin embargo, durante el Development Direct de Xbox del pasado 25 de enero Tango GameWorks apareció por sorpresa como parte del evento para anunciar un nuevo juego. Pero no solo fue la aparición del estudio lo que genero más asombro. El shock llegó con la manera en la que han decidido lanzar su nuevo título, y ahí radica con seguridad gran parte del éxito de este Hi-Fi Rush. Tango GameWorks apareció en el evento y anuncio que su desconocido juego del que acabábamos de tener las primeras noticias, estaría disponible para descargar al finalizar el evento.

Aquí te pillo aquí te mato.

Y asi fue, Tango dijo este es mi juego y no voy a estar 18 meses enseñándote gameplays, aquí lo teneis. Algo que muchos han denomicado un “ShowDrop” esto es y sale ahora mismo. Esta jugada maestra del estudio ha hecho que Hi-Fi Rush llegue al mercado sin expectativas, o como se suele decir ahora sin generar ese “Hype” desmedido. Todo esto ha ayudado al título a ser, a mi parecer, todo un éxito.

Pero más allá de las formas Hi-Fi Rush hubiera brillado de todas formas. El juego es una joya en muchos aspectos. Para empezar visualmente estamos ante algo totalmente diferente a lo que Tango GameWorks nos tiene acostumbrados. Sin embargo aunque gráficamente no sea una ostentación de lo técnico, se nota la mano del estudio en el cuidado, refinamiento y puesta en escena del mismo.

Hi-Fi Rush es una película anime llevada al videojuego, todo el juego en si mismo es una historia contada de manera magistral y que mira de frente a grandes del género. Con un humor increíble, una puesta en escena brutal y un diseño artístico muy trabajado y detallado. A nivel de empaquetado general, Hi-Fi Rush entra por los ojos nada más verlo.

Anime, Rock and Roll y calidad a raudales.

La historia quizás no es muy potente o profunda, pero la forma de contarla equilibra este apartado. Se trata de una maravilla que te anima avanzar para descubrir más de lo que les ocurrirá a nuestros protagonistas. Y es que la historia cuenta con muchos personajes que acaban formando parte de la aventura, aunque solo “manejemos” a Chai, ese chaval loco por el Rock and Roll y la música en general. En la retina me quedan los demás como son 808, Pepermint, Macaron, etc. que han formado parte de la aventura de manera muy directa.

Distópico por todos los poros.

La historia básicamente nos ubica en un futuro distópico en una ciudad sin determinar y país igualmente random. Aquí una corporación gigantesca llamada Vandelay que abandera el cambio y el progreso pensando en la gente, realiza mejoras biónicas pensando en el bienestar. Pero esta empresa comienza a corromperse desde dentro por sus nuevos dirigentes. Nuestro protagonista Chai se ofrecerá voluntario para unos implantes biónicos que no acaban saliendo como se esperaba. Esto lo llevará a huir primero y a enfrentarse luego a todos aquéllos que quieren eliminarlo por ser una “anomalía”.

Aquí es donde comienza esta aventura Cel Shading y 60 fps que nos trae a la memoria clásicos de los años 90 de los salones recreativos. Se trata de un título que visualmente esta muy mimado, todo tiene un sentido y un por qué, el nivel de detalle de los escenarios es demencial, y todo se mueven al ritmo de la música que es lo que manda en este Hi-Fi Rush.

El ritmo lo marcas tu.

Y aquí está lo bueno de este título, no podemos hablar de apartado gráfico por un lado y jugabilidad por otro, ya que todo está intrínsecamente unido. Hi-Fi Rush, bebe en sus mecánicas de un Hack and Slash convencional, pero donde todo gira entorno a la música. Tendremos que seguir el ritmo de la misma para que nuestros golpes sean mas efectivos, más poderosos y más contundentes. Los combates no se convierten en un machaca botones sino en un momento donde estar atentos a la música para coordinar nuestro ataques de forma rítmica. Además, todo el entorno se mueve al mismo son, con lo cual el juego nos sumerge al 200% en este mundo musical.

El diseño de niveles por su parte es espectacular, no estamos ante un juego pasillero ni ante un mundo abierto, pero la sensación de liberta, exploración y el sentir de que algo se nos escapa es muy muy alto. En este apartado el juego es muy rejugable.

Profundidad de juego para rato.

Contamos con muchos coleccionables que encontrar, desde partes de sistemas fragmentados de tecnología que mejoran al personaje, hasta botín en forma de partes mecánicas, pasando por murales o graffitis que aparecen de la nada en algunas paredes. Además, contamos con mejoras que podrán a nuestra disposición nuestros aliados para mejorar al personaje, como son nuevos combos, chips mejorados, ataques especiales, etc.

Cada capítulo de nuestra aventura se divide en estrofas, cada estrofa es un encuentro contra enemigos o una sección del mapa que debemos pasar de manera lo más rítmica posible, no solo por que eso hará que sea más fácil, sino porque al finalizarla, tendremos una nota final basada en la puntación, la velocidad y el ritmo que hemos llevado. Los encuentros con enemigos así como los boses finales son muy originales, tanto en diseño como en jugabilidad. No hay dos encuentros iguales y las mecánicas varías continuamente. En algunos tendremos que tirar de esquivas, en otros de ritmo, en otros de saltar y movernos mucho por el escenario… todo ello nos deja un juego muy dinámico y cambiante.

CONCLUSIÓN:

Hi-Fi Rush es un juego que encantará a todos. Tanto si os gustan los juegos de plataformas, como si os gustan los juegos de ritmo, los de explorar o los títulos más centrados en la acción, Hi-Fi Rush, lo es un poco de todo, y en su justa medida. Además, cuenta con una banda sonora espectacular con títulos propios y otros de The Prodigy, Nine Inch Nails, The Black Keys, etc. Un detalle para que tengamos presente como Tango GameWorks ha cuidado hasta el último detalle es que el juego con un modo “streamer”.

En él estas canciones originales se sustituyen por temas propios del juego para no tener problemas de copyright. Cuenta con un doblaje de época, totalmente al castellano y además con subtítulos. En definitiva Tango GameWorks como siempre ha cuidado todos los detalles. Hi-Fi Rush funciona y triunfa, por la santísima trinidad: la sorpresa de su anuncio, la forma de su lanzamiento y porque es a mi modo de ver, un juegazo con pocas o ninguna fisura. Y para rematar, día 1 en Gamepass.

Hi-Fi Rush

29,99€
9

Graficos

9.1/10

Sonido

9.2/10

Jugabilidad

8.7/10

Pros

  • Diseño de Niveles
  • Música increíble
  • Mecánicas muy variadas
  • Estilo artístico espectacular

Cons

  • Quizás un poco repetitivo en los enemigos

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.