Nos impulsamos con el motor gravitatorio en el análisis de Defunct a una velocidad de vértigo

El primer trabajo de los suecos de Freshly Squeezed nos trae Defunct, aparecido en Steam y recién llegado a consolas de sobremesa que ha cautivado a los usuarios de PC. Nominado y ganador de varios premios en los Game Awards de Suecia en 2014 y nominado al premio al mejor proyecto de estudiantes en los Unity Awards del mismo año, ha sido distribuido por SOEDESCO y llega a Xbox One y PlayStation 4 con su vertiginosa velocidad.

Defunct es un juego de aventuras y carreras que se centra en los movimientos fluidos, la velocidad y el aprovechamiento de la gravedad en un mundo apasionante. Somos un robot que accidentalmente cae de una nave de mercancías en un planeta Tierra deshabitado, sin rastro de los humanos y llena de robots. Ahí empezaremos una carrera trepidante para volver a la nave antes de que sea demasiado tarde.

análisis de Defunct

Velocidad endiablada por el movimiento fluido

Nuestro simpático robot está equipado con un motor gravitacional que genera un campo magnético bajo sus ruedas y que es la fuente principal de su velocidad. El sistema funciona de una manera muy simple, y es que este motor nos impulsará cuando bajemos una cuesta o nos pegará a la Tierra cuando estemos en el aire. De este modo tendremos que aprovechar las pendientes hacia abajo para ganar velocidad hasta llegar a la cima, donde podremos saltar o tomar más impulso pasando por unas fuentes de energía repartidas por todos los recorridos.

Además del motor de gravedad, tendremos la habilidad de saltar con impulso y realizar otro doble salto en el aire con el fin de alcanzar plataformas o riscos, teniendo siempre en cuenta la fluidez en los movimientos para no detenernos en medio del camino. Destacar también en los diferentes circuitos que tendremos que atravesar para llegar a nuestro destino a la mayor velocidad posible, la existencia de ciertos apoyos en forma de cuadros luminosos que nos harán rebotar, rampas para ganar velocidad o puntos de control que nos garantizarán retomar en ese mismo punto si nos caemos o se interrumpe nuestra marcha.

análisis de Defunct

Audiovisualmente no llega a altas cuotas de calidad

Gráficamente no es nada de otro mundo, siendo algo pobre en el diseño de personajes, pero se puede destacar la recreación del mundo sobre el que correremos o los efectos de luz, que nos dejan estampas muy bonitas. Pero eso no quita que, en mi humilde opinión y con más tecnología de la que se dispone actualmente, podrían haber hecho un poco más.

En el apartado sonoro podría haber solventado sus problemas técnicos en lo referente a lo visual, pero aquí naufraga más aún. Sin banda sonora que lo acompañe y un conjunto de sonidos y efectos especiales escuetos que no dan para hacer destacar nada técnicamente en este videojuego de aventuras y carreras.

Recientemente se añadieron varios idiomas con el estreno de Defunct en consolas, incluyendo traducción al español en pantalla. Sin embargo, en la visualización de los breves textos hay serios problemas, ya que se mezclan varios idiomas en los cuadros de diálogos que esperamos corrijan con un futuro parche de actualización. Esto no hace si no acentuar las carencias técnicas en este primer trabajo de sus creadores, aunque siendo un videojuego bastante creativo, esperamos que aprendan de sus errores.

análisis de Defunct

Una aventura trepidante que nos sabe a poco

Para ser un juego de 15€ dura muy poquito, ya que se puede completar en algo menos de 2 horas si somos hábiles, lo cual puede implicar alguna dificultad por su complicado control, ya no por su de variedad de botones, si no por lo complejo de encadenar un ritmo óptimo esquivando los obstáculos que hay repartidos por los mapas e intentar aprovechar los impulsores y rampas que se nos ponen a nuestra disposición.

Recorreremos el devastado y recién poblado por robots planeta Tierra durante 11 niveles, aunque lo he encontrado bastante rejugable si quieres batir tu propio récord o participar en tu propio SpeedRun, que es para lo que parece que ha sido diseñado.

Sin embargo lo he encontrado particularmente divertido una vez que le coges el truco, recordando levemente a títulos como Sonic en ciertas fases 3D, aunque no llegando en absoluto a la jugabilidad endiablada y el preciosismo nostálgico que nos invade con el erizo azul. Una lástima que sea algo tosco y desacertado en ocasiones, pues podríamos estar ante una buena alternativa ante títulos similares, quedándose solo en el intento. Tan solo la posibilidad de ejecutar piruetas en el aire para conseguir logros reta al jugador a rejugar el título, aunque una vez lo dominas se hace más entretenido.

análisis de Defunct

Conclusión

Si lo que buscas es velocidad y poner todos los sentidos en una carrera de obstáculos trepidante, Defunct seguro que hará que pases un rato muy divertido a pesar de sus deficiencias técnicas y su corta duración.

Un primer trabajo de esta desarrolladora que ha recibido buenas críticas y del que se podría esperar quizás algo más, como una buena banda sonora o una duración más acorde a este tipo de juegos arcade tan queridos por el público.

Defunct ya se encuentra disponible en Xbox One y Playstation 4 por 14,99€ pudiendo encontrarlo en la tienda de Microsoft. Recordar tan solo que este título ya estaba disponible en Steam anteriormente y debuta el 19 de diciembre en consolas.

Puntuación
Gráficos
55 %
Sonido
40 %
Jugabilidad
65 %
Duración / Diversión
45 %