Sienta de maravilla descubrir juegos que no salieron de su país de origen y con una calidad tan buena, aunque sea tan desafiante como VASARA Collection.

En el ámbito de dificultad, primero está sacarse un doctorado en filología hebrea, después está el desafío de terminar Dark Souls 3 con la guitarra del Guitar Hero, luego tenemos el reto de desarrollar un logaritmo para la NASA y ya por último, terminar cualquier “bullet hell” de corte clásico. El infierno de balas, como su nombre indica, es una variante dentro del género de los shooters de naves (en su mayoría scroll vertical) que sólo es apto para los jugadores hardcore de verdad. Una lluvia incesante de enemigos y disparos que solo aquel que posea una precisión milimétrica con el joystick podrá superar. Una de las sagas de este corte que triunfó en las recreativas  de Japón fue VASARA, y gracias a QUByte, tenemos la oportunidad de disfrutar sus dos entregas gracias a VASARA Collection. Ya sea solo o en compañía prepárate para sufrir un machaque constante de balas, muerte y destrucción.

Corría el año 200 y 2001 cuando ambas entregas de VASARA salieron a la luz en los salones recreativOs allá en Japón. Pese a que es un estilo de juego que ya contaba con su público y tenía en su haber grandes propuestas, lo cierto es que ambos títulos desarrollados por Visco Corporation tuvieron un éxito bastante notable. Puede que fuera por su ambientación, por sus personajes, e incluso por uno de los reclamos principales de ambos juegos como son sus mecánicas; lo cierto es que todo lo que ofrecía VASARA lo hacía muy bien. Y es que en el país nipón no hay nada que funcione mejor que la fusión entre el marco tradicional y los mechas más futuristas. Éxito asegurado.

No os voy a mentir si os digo que ni me he esforzado por saber la historia que envuelve a ambas entregas de VASARA. Tampoco creo que a nadie le importe. Y aunque es cierto que encontramos más narrativa que en otros shooters del mismo palo (existen pequeños diálogos antes de cada combate contra el jefe final de turno), aquí hemos venido a disparar, esquivar…y usar nuestra espada. Sí, la gente de Visco Corporation está muy loca, y no solo les basta con una representación de un Japón feudal repleto de robots gigantes, sino que nuestros protagonistas, (ocho personajes inspirados en figuras históricas reales) van subidos en motos voladoras katana en mano. Así como os lo cuento. Y por muy raro que parezca, este factor (el de la katana, no el tema de las motos), es clave para la personalidad y jugabilidad de las dos entregas que estamos analizando.

En cualquiera de los dos VASARA hay momentos, especialmente en las fases mas avanzadas, donde literalmente es imposible salir de una lluvia de balas. Eso está hecho adrede para poner en marcha la habilidad única de nuestro protagonista y su correspondiente espada. Si mantenemos unos segundos el botón de disparo presionado, seremos capaces de realizar un ataque a corta distancia con nuestra arma blanca, que será capaz de apartar de nuestro camino las balas amarillas que lanza nuestro enemigo (mas adelante hay algunas de color morado que son imposibles de apartar). Gracias a esta técnica, os aseguramos que ambos juegos cogen otro cáliz completamente distinto al que estamos acostumbrados. Ya no vale con saber moverte por el escenario y conocer el patrón de ataque del rival. Ahora tenemos que aprender a defender y saber contraatacar cuando la ocasión lo requiera. No es fácil “cambiar el chip” con este nuevo e imprescindible concepto, pero una vez que se logra, los resultados son muy gratificantes.

Aparte de los dos juegos lanzados con anterioridad en recreativas, VASARA Collection cuenta con un Timeless Mode completamente desarrollado desde cero. Esta nueva modalidad tiene como punto fuerte los gráficos mejor elaborados, que pierden la esencia y estilo clásico del pixel para adentrarse en el mundo poligonal (a mí particularmente no me convence) y además incorpora un interesante cooperativo para cuatro jugadores, en contraposición a las entregas originales donde sólo podían disfrutar de la experiencia un máximo de dos usuarios. Podremos seleccionar cualquiera de los ocho personajes que hacen acto de aparición en la franquicia, y qué os voy a decir que no os podáis imaginar. La locura y la diversión suben otro peldaño más gracias a este multijugador local. Además, el estudio ha incluido para su Timeless Mode la pantalla completa, todo un acierto con tanta moto voladora en pantalla. Por cierto, respetando la resolución y escalado, las dos entregas principales de VASARA tienen bordes laterales para simular el tipo de recreativa de donde procedían, aunque se puede girar la pantalla siempre y cuando nuestro monitor nos permita ponerlo en posición vertical.

Pese a ese “recorte de pantalla” en los laterales, la jugabilidad sigue intacta y se siente muy fresco. El control funciona a la perfección, y si nuestra moto voladora cae en combate, por lo general suele ser un fallo nuestro y no del propio juego. Han pasado muchos años desde su lanzamiento, y aun así, todo se mueve con gran soltura sin caídas ni bajadas de frames como suele suceder cuando hay tanto elemento en pantalla. Ademas, como he dicho antes, me quedo con las “versiones pixeladas” de VASARA 1 y 2 por el simple hecho que el contraste entre las balas y enemigos respecto al fondo del escenario está mas definido, y de esa forma evitaremos sorpresas desagradables. Se nota que, pese a que en esos años muchas de las compañías dieron el salto a los mundos tridimensionales, algunas se mantuvieron al pie del cañón apostando por el entretenimiento a base de píxeles, y resultado de ello es un trabajo encomiable en todos sus aspectos. Como mucho podemos achacar algo de escasez en cuanto a escenarios, siendo algunos más ricos en detalles que otros, aunque ya os adelanto que con el tsunami de balas que nos viene en cada pantalla, poco tiempo vamos a tener para apreciar lo que se cuece debajo de nuestra nave.

Conclusión

Para los amantes de los shooter “bullet hell”, VASARA Collection se torna imprescindible. Nunca antes lo habíamos recibido en occidente (ni tan siquiera en recreativas) y el éxito que cosechó en Japón es debido a varios motivos. Primero por su sistema de ataques a corta distancia con los que alejar todo peligro que tiene forma de bala, segundo porque pese a ser un título sólo apto para los más locos del género, se hace accesible aunque no seas muy mañoso; y tercero, porque tiene añadidos jugosos para disfrutar solo o con la compañía de otros tres amigos. No pierdas la oportunidad de hacerte con él si eres fan del género, te gustará.

 

VASARA Collection

9.99€
8.8

Gráficos

9.0/10

Sonido

8.5/10

Jugabilidad

9.0/10

Duración/Diversión

8.5/10

Pros

  • Tenemos las dos entregas originales y una tercera rediseñada para la ocasión.
  • Posibilidad de jugar con amigos a pantalla local
  • Control fluido y fácil de dominar
  • No hace falta echar moneditas, tenemos todas las del mundo

Cons

  • Sigue siendo un "bullet hell" y su dificultad no es apta para cualquiera
  • Faltan elementos biográficos, aunque hay conceptos de arte muy interesantes.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.