Disfruta de los partidos más desenfadados y divertidos con NBA 2K Playgrounds 2

La faceta deportiva es una muy explotada a lo largo de los años en el sector del videojuego, e incluso en los tiempos que corren existen licencias que se han convertido en anuales. De esta forma, los amantes de este género pueden satisfacer sus gustos con un gran abanico de propuestas que cubren la gran mayoría de disciplinas deportivas más populares. Asimismo, este es un género en el que es difícil adentrarse, pues hay una competencia muy voraz, así como compañías con franquicias con mucha trayectoria a las cuales no se les puede destronar fácilmente.

No obstante, siempre existen excepciones o algunos estudios que se atreven a lanzar sus propias perspectivas o apuestas. Este sería el caso de Saber Interactive, una pequeña empresa que se ha ido haciendo un hueco con juegos como TimeShift o Inversion. Ellos mismos se aventuraron con una apuesta deportiva más arcade dentro del deporte del baloncesto o basket callejero en el pasado año. Lo cierto es que ese título, NBA Playgrounds, no fue más que correcto, aunque le sirvió para hacerse de notar y que una compañía como 2K se fijará en su trabajo. De este modo, un año más tarde recibimos una secuela a manos de los mismos creadores, pero bajo la tutela de 2K Games.

2K Games ha querido apostar por esta nueva vertiente o licencia deportiva con el fin de complementar su oferta en verso al deporte del baloncesto, pues ya cuentan con el mejor simulador del mercado y ahora pretenden brindar una cara más desenfadada de la moneda, manteniendo un tanto su seña de identidad. Y, por un lado, este movimiento ha sido bueno y notable para ambas compañías, aunque quizás les ha faltado un poco más de tiempo para acabar de cuajar o compenetrarse como colaboradores, ya que se nota el buen hacer de las dos, pero no han terminado de conseguir el acabado o el resultado tan notable al que nos tiene acostumbrados 2K.

NBA 2K Playgrounds 2 es el fruto de esta nueva incursión de Saber Interactive y 2K Games, la cual nos propone disputar partidos de 2 contra 2 en los que las cabriolas más bestias están a la orden del día, por lo que ver volar a los jugadores en todo momento con intención de machacar el aro, no es para nada raro. Asimismo, estas no serán las únicas locuras que veamos en este título, pues se han introducido novedades en este aspecto jugable que vamos a proceder a comentar.

Así pues, en esta ocasión se han introducido novedades y mejoras en la jugabilidad que han sido bien recibidas. En un principio, NBA 2K Playgrounds 2 goza de un apartado muy accesible y fácil de aprender para que todo el mundo pueda adentrarse en él, aunque lo cierto es que detrás de esa capa se esconde una profundidad más exigente que requiere de un poco más de dedicación para controlar todas las posibilidades que tenemos a nuestra disposición.

Por ello, estamos ante un apartado más pulido, el cual incorpora una barra que nos indica la energía que vamos acumulando y que nos facilita saber en cada momento las habilidades o movimientos que podemos ejecutar, ya que según el indicador podremos activar empujes o ventajas que nos harán ganar los partidos con mayor soltura. Asimismo, también existe un indicador que nos muestra la potencia de los lanzamientos a canasta, por lo que nos hace más sencilla la tarea de anotar. Esta herramienta nos permite ver el porcentaje o la probabilidad de acierto que tenemos, así como el timing adecuado para ejecutar la acción de tiro en el momento preciso.

A pesar de todas las comodidades citadas, lo cierto es que la estadística para anotar, o no, sigue variando y dependiendo mucho de la destreza de cada personaje que controlemos. Es decir, no todos los jugadores que tenemos disponibles tienen las mismas estadísticas de juego, y a su vez éstas dependen de la cantidad de horas que juguemos con ellos. Y eso es porque cada jugador tiene su propio nivel, por lo que cuanto más los usemos en la cancha más nivel serán. También hay que tener en cuenta los atributos de cada cual, los cuales pueden aumentar a medida que obtienen experiencia. Además, en todo este proceso de progresión también hay otro elemento a tener en cuenta, y es que según el nivel y los atributos de nuestros jugadores podrán tener una clasificación o rango que va desde bronce a legendario.

Y sí, lo habéis adivinado. Estos rangos no pueden significar otra cosa, micro pagos, de todas maneras, es 2K, ¿no? Como se esperaba con la participación de 2K en este título, las micro transacciones se han incluido en esta secuela, a fin de cuentas, NBA 2K está pecando por esto mismo en sus últimas entregas. De este modo, tenemos un roster de personajes bastante extenso, unos 400 jugadores que están comprendidos por viejas leyendas y estrellas actuales con licencia oficial de la NBA. Sin embargo, no todos están desbloqueados de inicio, debido a que se nos entregan diez de los famosos sobres como en las vertientes Ultimate de FIFA. A partir de aquí, iremos jugando y obteniendo recompensas por completar desafíos o partidos, las cuales se dividen bien en balones o monedas de oro. Con estas divisas podremos comprar más sobres que nos brindarán nuevos jugadores aleatorios o accesorios para personalizarlos.

En general, es un sistema de micro pagos que está bien equilibrado, es decir, no es algo abusivo como sí ocurrió con NBA 2K18. No obstante, el hecho de que por poco menos de 10€ puedas desbloquear casi la totalidad de los personajes bloqueados hace que un jugador primerizo pueda encontrarse algunas partidas algo tediosas de afrontar mientras no tenga buenos jugadores. Aunque también es cierto, que de esta forma se tiene acceso a todo el contenido, pero en su nivel más bajo. Por ello, podemos tener a todo el roster, pero tendremos que dedicarle horas para subir a los jugadores de igual forma que el resto.

Por otra parte, hemos comentado anteriormente que existen ciertas ventajas o habilidades que podemos ejecutar una vez carguemos la barra de energía. Ésta se puede llenar de diferentes formas: anotando canastas, cogiendo rebotes, driblando o haciendo tapones. Una vez la tengamos llena se activará la Lotería de Modificaciones, un elemento que nos brinda un potenciador aleatorio durante un período de tiempo limitado. De esta forma, nuestras anotaciones valdrán más puntos, correremos más, tendremos más resistencia, entre otras mejoras diferentes. Hemos hecho alusión a la resistencia, y es que al igual que la entrega anterior, nuestros jugadores se cansarán. Por ello, habrá que saber medir bien las fuerzas de cada uno de ellos para efectuar adecuadamente, y con éxito, todos los ataques y defensas.

Con todas estas características, no podíamos obviar lo más importante. Uno de los elementos más determinantes en el aspecto jugable, la inteligencia artificial. Y es que en la primera entrega, ésta no estaba muy bien pulida y distaba mucho de comportarse como debía. Sin embargo, en esta ocasión se ha tenido el atino de cuidarlo un tanto más. Por ello, tanto la IA rival como aliada se comporta de mejor forma, buscando las jugadas y las interacciones con más frecuencia. Pero eso no es todo, ya que también aprovechan mejor los potenciadores o ventajas, así como las posiciones de tiro. Lo único que hemos visto un tanto fuera de lugar, es que a medida que transcurre el tiempo del partido, ésta se vuelve imbatible, anotando casi la totalidad de las veces que lanzan a canasta.

Llegados a este punto y habiendo desmembrado todos los aspectos básicos de la jugabilidad, hay que comentar una de las facetas del juego que más flojea en nuestra opinión. Se trata de los modos de juego, los cuales brillan por su escasez. Es cierto que el título sale a un precio reducido al mercado, cosa que es de agradecer, pero la cantidad de contenido que atesora es demasiado pobre. Al menos para un solo jugador. En sus distintas variaciones de juego encontramos: Partidos de Exhibición, Temporada NBA, Torneos y Concurso de Triples. En los Partidos de Exhibición o de Torneos, como es normal, podemos disputar partidos de hasta cuatro jugadores ya sea de forma online o local. Por otro lado, la Temporada NBA nos permite elegir un equipo de esta competición para así vivir una temporada emulando a esta disciplina, pero a la carrera, es decir, en un seguido de partidos sin ton ni son. A pesar del poco aliciente o pretexto de las temporadas, quizás sea la modalidad que más recompensas nos brinda, ya que al finalizar una de ellas nos darán un jugador de rango legendario. Y por último, el Concurso de Triples. Como su propio nombre indica, nos batiremos en duelo de triples contra otro jugador o la misma CPU, vaciando cinco carros de balones. Cada uno de ellos cuenta con cinco balones, teniendo una particularidad, y es que hay un balón que añade cinco segundos al contador de tiempo y otro que nos da el triple de puntos, si anotamos el tiro.

En cuanto al aspecto gráfico, hemos de decir que la decisión de representar a cada jugador de forma caricaturesca valiéndose del estilo cartoon ha sido un acierto total, al igual que en su primera entrega. Además, los colores que utiliza hace que sea llamativo y atractivo a partes iguales, así que seguramente atrape tanto a los aficionados o aficionadas de este deporte, como a los que no. Por otra parte, los modelados y las animaciones están a un buen nivel, aunque se echa en falta en falta un poco más variedad en estos dos aspectos, al fin y al cabo, acaban siendo un tanto genéricos. No obstante, en general se ha pulido un tanto este apartado con el fin de conseguir un resultado mejor que su anterior entrega, y lo cierto es que lo consigue, pero aún hay aspectos a mejorar.

Finalmente, el apartado sonoro muestra una limitada ristra de canciones en su banda sonora, por lo que en poco habremos escuchado todos sus temas. Así pues, no es que deslumbre en este aspecto, más teniendo en cuenta que el videojuego no se ha doblado a pesar de los pocos comentarios que hay. De este modo, tenemos las líneas de voz en inglés, aunque con subtítulos en castellano.

Conlusiones

NBA 2K Playgrounds 2 justifica la existencia de esta secuela en la licencia, mejorando casi todos los aspectos vistos en su primera entrega. En él nos encontramos con una amplia variedad de equipos y jugadores, pero una escasez de modos de juego o contenido que lastra bastante el resultado final de la propuesta. Eso se debe, quizás, a un planteamiento claramente enfocado al multijugador. Aun así, el hecho de descuidar al jugador individual sigue siendo una tendencia al cual se siguen apuntando muchos títulos recientes, y este no ha sido un caso distinto. No obstante, el objetivo de 2K por ofrecer una oferta complementaria y diferente a NBA 2K está más que cubierta, por lo que seguramente puede que la licencia NBA 2K Playgrounds tenga futuro dentro del género arcade deportivo.

NBA 2K Playgrounds 2

29,99€
7.4

Gráficos

7.5/10

Sonido

7.0/10

Jugabilidad

7.5/10

Duración/Diversión

7.5/10

Pros

  • Gran cantidad de jugadores y equipos
  • Estilo cartoon
  • Divertido, entretenido y desenfadado
  • Precio reducido

Cons

  • Muy pocos modos de juego
  • Apartado sonoro bastante limitado y repetitivo
  • Micro-pagos, poco abusivos, pero presentes