Fishlabs y Deep Silver firman con Chorus un excelente exponente de que el género shoot’em up aún tiene mucho que ofrecer

Los matamarcianos, o más técnicamente conocidos como de género shoot ’em up, han pasado a convertirse en un estrato casi marginal en el mundo de los videojuegos.Lo que otrora fuera el rey de los salones recreativos, hoy día cuenta con los dedos de una mano las entregas anuales que recibe, y no todas de la calidad esperada.

Además, si ya nos situamos en títulos de este tipo en 3d, aún nos es más difícil encontrar exponentes de calidad. Pese a todo, ya los recientes Redout Space Assault, Rebel Galaxy Outlaw o Star Wars Squadrons pusieron de manifiesto que aún hay esperanza para aquellos que gustan de los combates espaciales.

Por suerte para ellos, Fishlabs y Deep Silver se han propuesto cambiar esta tendencia, y alegrar a los fan del género con un lanzamiento shoot ’em up a la altura, muy conseguido en varios de sus apartados ¡No todo iba ser resurrección del Beat’em Up!

Chorus es un formidable doble A, un golpe a la nostalgia de aquellos que pasamos muchas tardes jugando a las máquinas de matamarcianos. En el mismo paquete abarca varios palos con mucho acierto, convirtiendo la experiencia en algo más global que simplemente un “mata mata”. Fishlabs reúne la experiencia adquirida en Manticore, otro juego de combate especial desarrollado por ellos, al servicio de buenas ideas con una interesante narrativa para atrapar al jugador.

Por tanto, estamos ante una cierta evolución del shoot’em up que se nutre de mecánicas jugables de otros generos para darle personalidad y carisma al producto. Acompañame en este viaje por la galaxia en forma de análisis para conocer el oscuro pasado y el prometedor presente de Nara y Forsaken para descubrir este compendio de divertidas mecánicas espaciales.

A bordo de la Forsaken

Chorus nos propone una aventura de ciencia ficción en el espacio, donde iniciaremos un viaje de redención en medio de los conflictos de una galaxia en guerra. Su cuidada narrativa es uno de los primeros aspectos que llaman la atención en el juego. No daremos muchos detalles sobre ello aquí, pues merece la pena que el jugador la descubra por sí mismo, pero ya os adelantamos que esta es interesante y bien narrada, pese a sufrir altibajos en su ritmo.

No es la nota habitual en este tipo de juegos, donde se suele buscar una historia que sirva de nexo y justificante para liarnos a tiros y llevar la acción de combate en combate. En Chorus hay muchas líneas de dialogo, y variados personajes, y todos tienen algo que decir en la aventura de Nara, con sus matices entre el bien y el mal.

El Coro

Nara y Forsaken son los protagonistas absolutos de Chorus, un tándem muy peculiar que se complementa a las mil maravillas, cuyo destino esta entrelazado. Forsaken era el caza estelar de Nara cuando ella servía en la “Secta”, conocida como el circulo, un culto de fanáticos al servicio de un líder, el Gran Profeta y sus ideas plasmadas a través del Coro y los ritos. Este coro, a grandes rasgos, se materializa a través de un estado de “armonía” para la galaxia impuesta a todos bajo el yugo de esta secta y su dirigente.

Nara, como brazo ejecutor entrenado por el Circulo, es la encargada de someter a aquellos que se niegan a aceptar sus ideas. Pero empieza a cuestionar la moralidad de sus obras, y tras una misión en la que destruyen todo un planeta, decide desertar, esconder su nave y desaparecer del foco de sus jefes.

Estó le llevará al bando opuesto, la resistencia, y a defender los intereses de aquellos que se niegan a someterse a la gestión de otras fuerzas invasoras. Tras realizar trabajos independientes, casi en calidad de mercenaria galáctica, volverá a cruzar su camino con el Coro, por lo que necesitara la ayuda de su amigo abandonado, Forsaken.

A partir de aquí os tocará a vosotros descubrir la relación entre piloto y nave. Un personaje atormentado encerrado en su pasado, y una maquina con una inteligencia artificial implacable y mucho desdén por la vida de los pilotos enemigos. En definitiva, un camino de revelación y redención cargado de piruetas, disparos y explosiones, y como no, piratas espaciales.

Jugabilidad de Altos vuelos

Resulta sorprendente lo grácil que es control de nuestra nave. Un control total, con una jugabilidad bien pulida, que nos permite realizar todo tipo de acrobacias y giros con nuestra nave para enfrentar a los enemigos hasta poder pararla en seco y centrar la acción. Pero incluso, podremos pasar sutilmente por pequeños accesos manteniendo estable su movimiento de una forma sumamente ágil y sin temor a perder el control y dejarnos el retrovisor en cualquier columna.

Pero, más allá del formidable manejo de nuestra nave, Chorus cuenta con diversas mecánicas para hacer más ameno nuestro paseo por la galaxia. Como si de un RPG se tratase, acumularemos experiencia y podremos subir de nivel diferentes elementos de nuestra nave, o incluso los extraños poderes de Nara. Sin olvidar mencionar un detallado menú con su códice de sucesos, mapa y demás elementos de progresión.

Nara tiene unas habilidades especiales llamadas ritos. Estos, por ejemplo, le permiten escanear mentalmente el medio que le rodea y encontrar así ubicaciones, contenedores de créditos para comprar mejoras, entradas a zonas o “recuerdos” perdidos. Con los créditos mencionados, podremos, accediendo al hangar de las diferentes localizaciones, mejorar nuestra nave y añadir nuevas armas y gadges, así como mejoras en el casco.

Además nuestra protagonista desarrollara otros poderes, como desactivar el escudo protector de nuestros enemigo o incluso el teletransporte, pero para ello deberemos de mejorar nuestra experiencia, cumpliendo con diversos desafíos y adentrarnos en misiones secundarias. Esta habilidades consumen energía, pero no sufras, pues es recargable en poco tiempo.

Mapa y misiones en Chorus

Todo lo contado se ubica en su extenso mapeado, donde la acción se desarrolla en un universo abierto dividido en seis zonas o sectores. Podremos recorrer con libertad unas y otras a través de portales, y pese a que la galaxia se siente algo desaprovechada, está bien recreada para evitar la sensación de repetición. Asteroides, naves a la deriva, templos y construcciones serán algunos de los elementos que veremos en nuestros viajes.

Misiones principales y secundarias, con diversos objetivos, se alternaran a lo largo y ancho de esta galaxia. Entre estas secundarias hay algunas mas inspiradas que otras, pero gracias a ellas desbloquearemos mejoras y creditos para nuestra nave. Los recuerdos, antes mencionados, estarán presentes en algunas misiones y nos permitirán viajar a fragmentos del pasado para conocer más sobre nuestros protagonistas. También, tendrán utilidad para avanzar en determinas misiones desvelando secretos y ubicaciones.

Maniobras estelares

Ademas de las habilidades de Nara relaciones con su percepción, hay que destacar las habilidades como piloto que se le presuponen y las que nosotros debemos hacer honor. En pantalla, y métidos en materia, tenemos la opción de cambiar entre nuestras armas utilizando el pad. Además, podemos aumentar la velocidad de nuestra nave para recorrer largas distancias, pero también en combate.

Valiéndonos de esta velocidad en combate, podremos realizar una suerte de derrapes utilizando LB en el momento oportuno, para girar e incluso virar nuestra nave enfrentando a nuestros enemigos. Toda estas maniobras las ejecutaremos al mismo tiempo que giramos sobre nosotros mismos con el Joystick izquierdo y esquivando ataques, en una precio danza de fuego y disparos.

Todas estas maniobras nos ayudarán a combatir con los diversos enemigos que enfrentaremos. Habrá desde cazas pequeños como el nuestro, hasta jefes con naves más grandes o bosses con auténticos destructores. Su dificultad variará mucho entre ellos, con algunos desequilibrios importantes que nos darán algún que otro quebradero de cabeza. Chorus en un juego con una dificultad en general accesible, con momentos ciertamente desafiantes. Además, de todos ellos, nos toparemos con algunas estructuras como torretas de defensa o los peculiares “Tótems Psionicos”.

Tecnicamente a prueba de asteroides

Graficos planetarios

Una de las primeras cosas que salta a la vista en Chorus es su apartado gráfico. Resulta espectacular movernos por su universo, y el rendimiento en Xbox One X, sobre dónde se ha analizado, es francamente muy bueno. Podemos elegir entre un modo rendimiento a 60fps y 1080 y otro de calidad, a 4K y 60fps, estando disponible en series X a 4K y 60fps. Todo se mueve con estabilidad rocosa y sin errores.

Nada de bug ni problemas tecnicos, más allá de alguna sombra o textura que en ocasiones se me ha cargado un pelín raruna, o elementos que al acercarnos se vislumbran algo más difusos. Su iluminación nos dejará, en consonancia con el resto del apartado artístico, postales para el recuerdo.

La galaxia de Chorus se torna en diferentes ambientes y localizaciones, con seis grandes zonas, variadas y coloridas, dentro de su posible contexto. Hay zonas detalladas que desembocan en momentos espectaculares cuando el combate empieza, con disparos y explosiones y un apartado sonoro a la zaga. Un frenetismo visual digno de una aventura de cazas espaciales. Si que tendremos la sensación que su mapeado se podría haber aprovechado mejor. Al menos, eso si, cuenta con mucho detalle para evitar la sensación de zonas vacías.

Resulta mas espectacular en movimiento que en sus cinematicas. En contraposición a lo resultón del gameplay, estás me han parecido algo más flojas y menos espectaculares. Lucen bien, pero poco más, y las expresiones de nuestra protagonista no son nada del otro mundo, sin embargo, cumplen bien sin ser uno de los apartados más importantes de Chorus.

Sonido Galáctico

Y ya que lo mencionamos, todo lo referente al sonido es una parcela muy trabajada y cuidada. Las melodías casan muy bien con la acción, con momentos épicos, y los efectos sonoros son espectaculares y ayudan a la inmersión. A esto hay que sumarle un doblaje de categoría, muy bien interpretado y llevado a la aventura. Mención especial el énfasis puesto en la interpretación de Nara y Forsaken.

Las voces están en inglés y subtituladas al español. A veces, entre medias del combate y los giros y movimientos para esquivar a los enemigos, costará un poco seguir el hilo de las conversaciones. Esto recuerda, por ejemplo, a lo que ocurre en GTA cuando tratamos de conducir y leer los subtítulos.

Como resultado, incidir de nuevo en la solidez de la propuesta una vez que todo este elenco de elementos se conjuga en pantalla. Sin duda, maniobrar bajo fuego enemigo, al mismo tiempo que tratamos de abatir a otros cazas en sus mapeados, al ritmo de tiros y explosiones, resulta todo un espectáculo visual. Y todo alcanza su climax con su notable apartado sonoro.

Conclusión

Chorus es una magnífica propuesta dentro del género evolucionado de los shooters espaciales clásicos. Espectacular y frenético cuando tiene que serlo, cuenta con una buena variedad de mecánicas jugables para hacer la aventura dinámica y entretenida, a lo que hay que sumar una interesante trama bien narrada. Con una duración aceptable, quizás su poca rejugabilidad se torne en un punto en contra para algunos jugadores, sin embargo las horas que pasen a sus mandos serán tan intensas y divertidas que habrá merecido la pena darle una oportunidad. Todo ello, fluyendo con soltura y dejando estampas para el recuerdo que harán las delicias de los pilotos más intrépidos afines a las buenas aventuras de ciencia ficción.

Chorus

39.99 euros
8.8

Valoración

8.8/10

Pros

  • Su cuidado apartado visual y sonoro
  • Diversas mecánicas como la progresión o la elección de misiones para hacer más completo el juego
  • Una historia interesante y bien narrada
  • El carisma de Nara y Forsaken
  • Una jugabilidad de otro planeta y técnicamente muy solido

Cons

  • Algunas texturas desmerecen el apartado final
  • Su historia en muy buena, pero tiene altibajos en su ritmo
  • Falta profundidad en las mecanicas de progresión que nos proponen
  • Poca rejugabilidad
  • el mapeado se siente algo desaprovechado

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.