Análisis de Black Desert: Prestige Edition para Xbox One.

A finales de la década de los 90, los MMORPG ganaron fuerza en el mundo de los videojuegos revolucionando la visión que se tenía entonces de los títulos de rol. Aquí uno podía crearse a su propio personaje y explorar con total libertad el lore del juego viajando por mundos de fantasía medieval y cumpliendo misiones, tanto en solitario como con grupos de amigos. Era la era dorada de Blizzard y World of Warcraft. En 2014, el estudio coreano Pearl Abyss presentaba Black Desert para PC, otro MMO que prometía ser un soplo de aire fresco para el género. Actualmente y dado su éxito, Black Desert se encuentra disponible en todas las plataformas existentes, incluidos dispositivos móviles. En esta ocasión, os traigo un análisis de Black Desert: Prestige Edition para Xbox One y Series X/S.

Esta versión del juego (disponible tanto en físico como en digital) incluye ciertos incentivos como una mascota y vestimenta exclusivas o 2.000 perlas (la moneda del juego) para empezar la aventura. Desgraciadamente, no es oro todo lo que reluce y a continuación os comentaré cuáles son los puntos fuertes y flacos de la obra.

Black Desert: Prestige Edition. Un vasto y abrumador mundo que explorar

Lo primero de lo que me gustaría hablar es del sistema de creación de personajes en Black Desert. Aunque no he tenido la oportunidad de compararlo con el de la versión de PC, el editor de personajes en consola está muy completo. En pocas palabras, si disfrutáis en los videojuegos creando a vuestro protagonista, estáis de suerte.

De inicio podremos escoger la clase que queramos para nuestro avatar de entre las 15 disponibles. Una vez hecho esto, accederemos a un menú de opciones que nos permitirá personalizar a nuestro guerrero o guerrera como queramos. Tendremos la posibilidad de cambiarle desde el tipo o el color del pelo hasta la pose, la musculatura del cuerpo o el tono de voz, aunque siempre tendremos la sensación de que el estereotipo de la clase se mantiene (es imposible crear una Guardiana masculina o un Berserker femenino).

Black Desert editor

Al tratar el tema del progreso a lo largo del juego es donde viene el terror para aquellos que no estén habituados a un título de estas características. Y es que en Black Desert estaremos perdidos al principio decenas de horas, repitiendo misiones de acabar con hordas de enemigos, farmeando sin parar o yendo de un lado para otro simplemente para hablar con NPCs y enviar mensajes.

Esto, junto a su extenso mapa, puede hacer que nos cansemos del juego antes de llegar a la parte donde muestra todas sus posibilidades. A partir de aquí podremos acceder a múltiples actividades como la recolección, la caza, pesca, alquimia, crear y decorar nuestra vivienda, cocinar, participar en carreras de caballos, cocinar e incluso hacer contrabando.

Infórmate para actuar en consecuencia

También podremos optar por participar en “encrucijadas”. Estas nos dan la oportunidad de hablar con distintos NPCs antes de afrontar una misión para informarnos del porqué la vamos a realizar o que opina cada uno de los personajes involucrados para así actuar de una manera u otra.

Black Desert encrucijadas

Por otra parte, tendremos a nuestra disposición los “nodos”. Estos se activarán en las localizaciones importantes que encontremos, a modo de puntos de control, y nos permitirán crear una red de caminos. De esta manera conectaremos ciudades y pueblos para beneficiar fundamentalmente a la creación de rutas comerciales, optimizar nuestras ventas y ganar más dinero.

Siente el fulgor de la batalla y aniquila enemigos con el Despertar

Respecto a las mecánicas de combate, a pesar de su complejidad, Black Desert adapta bien los controles originales al mando de consola. Al principio cuesta acostumbrarse, pues hay demasiadas opciones para tan pocos botones, pero poco a poco iremos pillándole el truco. Sobre todo, hace mucho que la cámara del juego esté planteada en tercera persona con combate directo, usando [RB] y [RT] como ataque normal y fuerte respectivamente. Ambos ataques se podrán combinar con otros botones como (A), (X) o el joystick izquierdo para realizar devastadores movimientos que podremos desbloquear subiendo de nivel.

Cada uno de los personajes dispone de sus propias habilidades, activas y pasivas, y un tipo diferente de consumo de maná para realizarlas. Además de desbloquear los nuevos niveles de estas habilidades e incrementar su poder, existen unos efectos que se aplican con el “Despertar” tras llegar a nivel 48. Podremos aplicar dichos efectos mediante el Espíritu Negro, un ente oscuro de dudosas intenciones que nos acompañará durante todo el viaje.

Black Desert habilidades

Al elegir la opción “Despertar habilidades” se abrirá un menú donde elegiremos la destreza que nos gustaría potenciar y girará una rueda que le aplicará un efecto al azar. Esta opción de Despertar habilidades estará limitada a un número de ellas.

Ahora vamos con la parte mala. Aunque los combates se sientan profundos y completos contra enemigos o grandes jefes, la básica IA de estos hace que no resulten nada interesantes. Los adversarios reaccionan tarde y mal a todos nuestros ataques. No se defienden como debieran ni tampoco atacan con la contundencia esperada. De esta manera, el realizar combos y acrobacias se acaba reduciendo a machacar botones a diestro y siniestro para efectuar nuestro mejor ataque contra adversarios cada vez más resistentes pero sin “alma”.

La guerra se gana con ejércitos

Seguramente el mejor aspecto de Black Desert sea su multijugador. En el juego tendremos la posibilidad de participar en guerras de clanes para defender un territorio en los modos llamados “Asedios”. En estas batallas campales tomaremos el control de regiones y fortalezas que luego habrá que defender de las acometidas de otras facciones. Nos juntaremos con un centenar de jugadores para enfrascarnos (en tiempo real) en épicas batallas campales llenas de explosiones, fuego y aceros de armas chocando mientras las murallas arden presas del fuego.

Black Desert asedios

Además, tendremos un servidor propio para enfrentamientos PVP. Aquí nos batiremos en duelos 1 vs 1 con otros jugadores que estén en línea.

Como en cualquier MMORPG, durante todo el juego nos cruzaremos con un montón de usuarios que estén en nuestro mismo servidor. Podremos comerciar con ellos, invitarles a nuestros asentamientos o pedirles que se unan a nuestro clan para afrontar misiones de manera conjunta.

Aunque el goblin se vista de seda, goblin se queda

Para acabar, me gustaría hablar del problema más grande que tiene Black Desert: Prestige Edition, el cual está relacionado con su apartado técnico.

Si tenemos en cuenta que el título es un MMO, es decir, un juego multijugador masivo en línea, es normal que se ralentice algo debido al lag provocado por la gran cantidad de usuarios metidos en un servidor al mismo tiempo. Lo que no lo es son las numerosas congelaciones temporales, importantes caídas de frames en momentos cruciales, popping abundante o incluso NPCs invisibles o sin modelado. A nivel de optimización estos problemas deberían estar solventados, sobre todo si tenemos en cuenta los años que tiene el juego y que tiene una versión para consolas de nueva generación.

Por fortuna, estos problemas pueden enmascararse con su excelente y cuidado apartado artístico. Tanto en el aspecto visual como sonoro, el juego está muy trabajado, con paisajes para regalarse la vista en alguna de las zonas del juego. La BSO está muy bien acoplada a cada momento, con múltiples temas épicos. Respecto al idioma, este título viene con voces en inglés, pero la traducción al español es muy buena.

Black Desert apartado artístico

En definitiva

Black Desert: Definitive Edition es un juego que destaca más por su apartado artístico y por su completísimo editor de personajes. El apartado técnico podría ser mucho mejor y no está lo suficientemente bien optimizado para consolas, apareciendo continuas caídas de frames y llamativos bugs visuales. Asimismo, los controles también pueden ser de primeras un poco locura.

Como en todo MMO el progreso es muy lento. Si uno juega por primera vez y en solitario a este título, seguramente acabe cansándose rápido de él antes de llegar a descubrir todas las posibilidades que ofrece. Además, su historia principal no llega a enganchar lo suficiente como para invertir horas y horas de misiones, la mayoría de ellas basadas en combates contra enemigos que no suponen un desafío. No es igual si hablamos de su faceta multijugador, la cual invita a jugar con amigos para formar clanes, afrontar las misiones de manera conjunta para hacerlas más llevaderas y participar en batallas que sin duda son de lo mejor de Black Desert.

Black Desert

29,99 €
6

6.0/10

Pros

  • Creador de personajes completísimo
  • Apartado artístico excelente
  • Buen multijugador

Cons

  • El progreso es exageradamente lento y su historia principal no ayuda
  • Misiones muy repetitivas. Sobre todo al principio
  • Apartado técnico muy mejorable
  • Controles algo liosos

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.