A Knight’s Quest es una interesante propuesta que gustará a mayores como a pequeños por igual

Tenía muchas ganas de A Knight’s Quest por una sencilla razón: su propuesta de aventura 3D que me recordaba a algo que jugué ya hace muchos años atrás. Recordaba con gran anhelo ese juego que tanto revolucionó el género y pensé que podría llenar un pequeño espacio. Claramente no se le acerca ni a la suela de los zapatos a esos recuerdos como era de esperar pero en A Knight’s Quest he encontrado un juego de aventuras desenfadado, con altas dosis de humor y con un apartado artístico bastante “apañao”.

Regalia, esa gran ciudad a la que hemos puesto en peligro junto a todo el mundo.

Curve Digital coge de la manita a Sky 9 Games para publicar su juego por todo el mundo y dar a conocer esta interesante aventura que da un soplo de aire fresco sobretodo por su divertido tono. En A Knight’s Quest nos ponemos en la piel de Rusty, un chavaluco muy aventurero que no puede estarse quieto mucho tiempo. La adolescencia hace que sus piernas corran, salten y le lleven hasta sitios en los que no debería de estar. El juego comienza con una zona que nos hace de tutorial, sin contarnos nada sobre su historia la cuál descubriremos poco a poco.

Rusty está en una caverna inmensa de la cuál parece emanar “una fuerte energía espiritual” así que toca ir a investigar y descubrir de que se trata. Entonces nos encontramos con un cofre con una nota en la que se puede leer “este cofre os concederá poderes inimaginables”, frase lapidaria que llevará a nuestro héroe a abrir dicho cofre y desencadenar el fin de los tiempos.

A pesar de meter la pata casi siempre Rusty es muy ágil.

Quizás os esperabais una historia un poco más elaborada pero, a decir verdad, A Knight’s Quest se presenta de esta guisa tan sencilla pero muy efectiva. A partir de ese comienzo todo es avanzar y descubrir nuevos parajes plagados de peligros. En nuestra aventura tendremos que conseguir diversos poderes que nos ayudarán a darle la vuelta a la tortilla y enmendar nuestro grandísimo error. No estamos ante un alarde de originalidad pero el juego sin duda entretiene y pica a partes iguales.

Y como era de esperar, en A Knight’s Quest, podemos luchar y defendernos con nuestra espada y escudo de múltiples enemigos (aunque algo escasos en variedad). Como dije al principio, el tono del juego está bromeando constantemente y algunas situaciones son muy cómicas y graciosas. Los combates, gracias al botón para fijar al enemigo, pueden resultar divertidos aunque si nos enfrentamos a varios a la vez también se vuelve caótico por momentos. Tenemos a nuestra disposición un buen puñado de objetos que nos ayudan en nuestra aventura como son plantas medicinales, pociones, vendajes o granadas con diferentes efectos.

¿Puzzles?. Si que los tenemos aunque no son muy complicados.

Donde me parece que A Knight’s Quest destaca con acierto es en su diseño del mundo que queda conectado de una manera inteligente. Los niveles no son para nada pequeños y hacen uso de una verticalidad envidiable y, aunque pueden parecer vacíos en algún momento, sobretodo por las grandes dimensiones de algunos tramos, siempre nos sorprenden con nuevas situaciones y plataformas.

Algunas animaciones en A Knight’s Quest están “en muy baja forma” pero el resultado general es bastante más que aceptable y los más pequeños también pueden disfrutar del juego. Su dificultad más intensa está en llegara de un punto a otro ya que el mapa no es para nada de gran ayuda. Tampoco quiero decir que el juego sea difícil por culpa del mapa general sino todo lo contrario, me parece un juego inteligente porque te hace investigar cada uno de los puntos de cualquier lugar ya que en el menú solo podemos saber en que zona global estamos, no en que parte de esa estancia.

El juego nos dará pistas en algún momento.

A Knight’s Quest fomenta la investigación y eso, en los tiempos que corren, es un punto muy a favor ya que, con un punto en la brújula horizontal vas que te chutas. Algo que si que habría que echar en cara es un “backtraking” algo injusto porque muchas veces, para conseguir cierto objeto, tenemos que andar un buen ratejo por los escenarios algo que alarga demasiado el tiempo de juego en algunas sesiones.

Pero no nos enredemos mucho más en esos aspectos de A Knight’s Quest ya que en el apartado artístico también tiene mucho que contar. Visualmente contrasta mucho el diseño del mundo en general con el de Rusty en particular el cuál no ha sido el más agraciado de todos. El colorido del juego es fabuloso con entornos muy interesantes como bosques, zonas rocosas o cavernas. En el apartado sonoro tenemos un nivel bastante aceptable donde las diferentes canciones nos acompañarán según la zona en la que nos encontremos siempre usando la épica y el tono de aventura en cada una de sus notas.

Al apartado artístico solo quiero ponerle una pega y es que no es un juego que “pida demasiado” a las consolas pero en Xbox One X (donde se ha jugado para escribir esto) ha dado más que un tirón de vez en cuando. Quizás una mala optimización lleve al juego a cometer estos tropiezos técnicos en un aparato con tanta potencia pero, quitando estos bajones momentáneos, podemos decir que va bastante fino.

Conclusiones

A Knight’s Quest es un buen juego de aventuras y acción en 3D donde podremos sentirnos como un niño de nuevo debido a la nostalgia del propio género que muchos de nosotros vimos nacer. Si que es cierto que no es un portento técnico y que, en algún que otro momento, nos dará ciertos bajones que quizás se vean solucionados más adelante. Lo que si es verdad es que es un juego para toda la familia ideal para iniciar a los más pequeños en este género. Quizás Rusty no sea el mejor y más carismático héroe de todos los tiempos pero sin duda alguna se ha ganado un pequeño rincón en esto de las aventuras 3D.

A Knight's Quest

24,99 €
7.3

Gráficos

7.0/10

Sonido

7.0/10

Jugabilidad

7.0/10

Duración/Diversión

8.0/10

Pros

  • Aventura 3D para toda la familia.
  • El apartado artístico y el sentido del humor.
  • Grandes escenarios por recorrer.
  • Aunque acabes lo principal quedan muchas tareas pendientes.

Cons

  • Algunas veces pega unos tirones terribles.
  • Contra varios enemigos puede ser un sistema de combate algo caótico.
  • Los saltos no son del todo precisos y hay que hilar muy fino.
  • Aunque hay mucha secundarias tampoco es que aporten mucho.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.