Epic Games podría llegar a tomar medidas legales

Debido al gran aumento en el número de jugadores en Fortnite también lo ha hecho el número de tramposos, lo cual provoca que se arruine la experiencia de juego deseada por Epic Games. Es por ello que la compañía se plantea medidas aun más drásticas y severas para erradicar este problema.

La compañía ya mostró anteriormente su firme postura contra los tramposos, lo cual llevo a la expulsión de un gran número de jugadores recientemente. Según una noticia de TorrentFreak, Epic Games ya ha realizado dos demandas contra Brandon Broom y Charles Vraspir. Estos dos jugadores habían sido banneados en incontables ocasiones y aun así se dedicaban a vender lineas de código que alteraban el juego y otorgaban ventajas increíbles a quienes las adquirían.

La noticia menciona que los documentos de demanda, además del apartado legal, se basan en la idea de que nadie quiere a los tramposos en sus sesiones de juego y su único objetivo es arruinar la experiencia de los usuarios y la audiencia de quienes siguen sus directos. En caso de que se les declare culpables, podrían enfrentarse a cargos de hasta $150,000 USD, aunque no se reveló si podría tener pena de cárcel.

Sin duda las compañías están tratando de poner orden en las comunidades de juego en cuanto a tramposos se refiere. Otro ejemplo de acciones contundentes sobre esta situación se presentó en China, donde la compañía encargada de distribuir Counter: Strike: Global Offensive logró que un usuario dedicado a crear y vender líneas de código para hacer trampa fuera detenido y sometido a juicio donde podría enfrentar 15 años de prisión.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here