LEGO City Undercover, diversión y libertad para toda la familia.

Tras el lanzamiento de Nintendo Switch al mercado, Wii U ha quedado relegada, como es obvio, a un segundo plano. Sin embargo, la consola de la pasada generación de Nintendo ha contado con un catálogo de juegos bastante correcto para algunos, e insuficiente para otros. Aunque una cosa es cierta, a las plataformas de Nintendo nunca le han faltado grandes títulos o nuevas apuestas, y lo que es más importante exclusivas.

Este sería el caso de LEGO City Undercover, un título lanzado hace cuatro años, que abandona dicha exclusividad para adaptarse a otros sistemas, los cuales son Xbox One, PlayStation 4, PC y Nintendo Switch. Este título en cuestión que analizamos en esta entrada, ha sido uno de los abanderados para Wii U durante todo este tiempo, y todo ello debido a su carácter de mundo abierto, un género muy escaso en Wii U.

Como es habitual en estos casos, esta adaptación se mantiene fiel a la versión original, y de hecho no aporta ninguna novedad relevante salvo alguna mejora visual y la inclusión de un modo cooperativo para dos jugadores offline. Una característica típica de los juegos de LEGO que no se incluyó en su día, lo cual fue objeto de crítica en su día.

Respecto a esta funcionalidad cooperativa comentar que LEGO City Undercover, a diferencia de otras entregas de la saga, fue desarrollado y diseñado para un único jugador, por lo cual la inclusión de un segundo jugador a la formula queda un tanto forzada. Nos explicamos, en las aventuras de LEGO diseñadas para dos jugadores siempre encontramos puzles, acciones o interacciones a realizar entre dos, y en este caso al ser una inclusión posterior no se encuentran este tipo mecánicas. No obstante, se agradece que hayan incluido esta característica, ya que a pesar de no aportar lo esperado, es gratificante poder explorar la basta ciudad dispuesta a nuestro alcance en compañía de otra persona.

Han pasado cuatro años desde que TT Games y Warner Bros, desarrolladora y distribuidora respectivamente, lanzarán el juego al mercado. Y parece ser que no ha pasado el tiempo para él, puesto que la fórmula de este juego sigue inalterable; divertido, entretenido e hilarante a partes iguales, sin perder un ápice de lo que en  su día fue. Esto dice mucho de esta propuesta de mundo abierto, que podríamos definir como “el GTA” de LEGO, y que además nos recuerda en cierta forma a “La isla LEGO”, un título con unas ideas similares lanzado en 1997, el cual recordamos con cierto cariño.

Entrando en materia, LEGO City Undercover nos vuelve a proponer justamente lo mismo que hace cuatro años, como es lógico. En él encarnaremos al agente de policía Chase McCain, el cual regresa a su ciudad con el fin de volver a detener a Rex Fury (el criminal más temido). Chase como policía estará inmerso en dos tipos de tareas: las propias como agente de la ley y las encargadas por las distintas asociaciones de criminales a las cuales se infiltra con tal de seguir el rastro de Rex Fury. Debido a este juego a dos bandas, estaremos ante una gran diversidad de acciones y misiones, las cuales aportan un gran dinamismo y variedad al juego.

Visto de esta forma, la trama de esta entrega de LEGO parece ser la más profunda que se haya hecho en la saga. Sin embargo, no os dejéis engañar por tal premisa, ya que de nuevo estamos ante un juego desternillante, divertido y simpático que no se toma nada en serio en ningún momento. De nuevo, estamos ante el característico humor que la compañía TT Games imprime en todas sus producciones, por lo que nos encontramos una gran cantidad de chistes, bromas y guiños, además de burlas jocosas hacia series o películas de policías como Harry el Sucio, por poner un ejemplo.

En cuanto a la historia, poco más podemos decir. Es sencillamente una excusa para pasarnos horas y horas, construyendo objetos con las fichas de LEGO, resolviendo rompecabezas y explorando todos los rincones de LEGO City. Y en lo referente a la duración de esta aventura, estamos ante, más o menos, la duración media de los títulos de la saga, la cual está entre las 10 y 15 horas para completar la campaña. No obstante, como todos sabéis en estos juegos siempre invertiremos muchas horas más en conseguir el 100%, ya que el coleccionismo y el afán de completarlo todo es adicción en esencia.

Por otro lado, en lo referente a la jugabilidad nos encontramos con las mecánicas jugables habituales de los juegos de LEGO. Aunque en esta ocasión tenemos una amplia ciudad que hace de nexo entre los niveles prefijados de la historia y las tareas secundarias o la exploración. Nosotros podremos ir explorando la ciudad a nuestro antojo, o bien ir a los diferentes puntos marcados de las misiones de la campaña para adentrarnos en niveles fijos y lineales al igual que en otros LEGO’s. Este aspecto puede llegar a chocar a los jugadores más avezados del género de mundo abierto, puesto que la libertad de acción se ve truncada en cierta medida.

No obstante, LEGO City Undercover ofrece una cantidad de contenido ingente, entre el cual destacaríamos las misiones o las tareas, así como la recolección de los típicos coleccionables. A medida que exploramos, como es habitual en la saga, podemos ir destruyendo los objetos del escenario para conseguir fichas y monedas, elementos que nos darán pie a avanzar en la historia al poder crear ciertas estructuras u objetos necesarios. Y como es costumbre también, tendremos una gran cantidad de personajes por desbloquear, ladrillos de distintos colores, e incluso vehículos, entre otras muchas cosas.

Sí, has leído bien la última línea de texto, podremos coleccionar distintos vehículos. En esta ocasión, se han introducido distintos automóviles para hacernos más fácil el desplazamiento por el amplio mapeado de LEGO City. En este sentido, se agradece dicha inclusión, aunque no solo nos ayudan en la tarea de desplazamiento, sino que también aportan cierto dinamismo  al juego incluyéndolos, por ejemplo, en persecuciones contra criminales.

Dado que se ha tratado el aspecto de los vehículos, no podemos pasar por alto el control de ellos, así como el del juego en general. Este apartado es una de las asignaturas pendientes de muchos de los anteriores títulos de la saga, aunque en esta entrega se ha realizado un buen trabajo y se maneja realmente bien. La respuesta del juego en tiempo y reacción es correcta, a pesar de ciertos flecos por pulir como en los saltos entre plataformas u puntos de interacción, así como en la conducción.

También resaltaríamos otro aspecto del juego, aunque en esta ocasión quizás no sea del todo para bien. LEGO City Undercover, es un juego de mundo abierto accesible para todo tipo de público, y puede que este tipo de enfoque haya condicionado ciertos aspectos de diseño o tomas de decisiones en su desarrollo. Esto lo decimos por el tono del juego, ya que nos encontramos ante una aventura abierta pero a su vez guiada y muy fácil. En ningún momento sentimos que vayamos a fracasar en ninguna de las misiones que nos propone el juego, ya que su dificultad, por lo general, es muy baja. Además, los combates contra los distintos enemigos tampoco suponen ningún aliciente al poder derrotarlos con unos pocos golpes, y por si fuera poco si morimos no se nos penaliza demasiado por ello. De esta forma, quizás estamos ante la entrega de la franquicia LEGO más casualizada, pero no por ello la menos atractiva.

Para finalizar el apartado jugable, no podemos dejar de comentar un aspecto crucial. Como habíamos comentado al inicio del análisis, la novedad más sustancial de esta adaptación es la inclusión del modo cooperativo. El fin de este modo sencillamente ayudar al primer jugador, que es el eje principal. Además, la inclusión de esta nueva característica vuelve a estar desaprovechada, no solamente por lo comentado, sino por el hecho de no incluir una modalidad online. A estas alturas no se entiende, porque TT Games sigue desistiendo a la hora de incluir funciones cooperativas online, más después de haberlas incluido en LEGO Worlds.

Cambiando de tercio, pasamos a comentar el apartado técnico y gráfico. Este apartado recibe una ligera mejora respecto a la versión original de Wii U, aunque apenas apreciable. El juego luce bastante bien, ya lo hacía en su versión original. Sin embargo, nos volvemos a encontrar con unas texturas poco nítidas, y borrosas que como resultado emborrona un tanto el acabado visual. En este aspecto, es una lástima que no se haya aprovechado el relanzamiento del juego para pulir y suavizar estas imperfecciones. No obstante, como decimos se ve bien y su rendimiento es estable con una resolución de 1080p.

Por último, el apartado sonoro, a diferencia del anterior apartado, obtiene un resultado sobresaliente. La música que sirve de acompañamiento al juego, así como de las cinemáticas está escogida con un atino exquisito. Esta ensalza el toque policiaco del juego e incluso rinde cierto homenaje a las series o películas que dejaron huella en esta temática. Sin embargo, hemos echado en falta la posibilidad de seleccionar las canciones que queramos mientras conducimos, o una mayor presencia de la música mientras exploramos la ciudad, ya que en esos momentos el apartado se siente vacío sin acompañamiento sonoro. Y en cuanto al doblaje, sencillamente decir que es sobresaliente, ya que el título está localizado al castellano con muy buen gusto, manteniendo en todo momento el tono adecuado en cada voz y situación.

Puntuación
Gráficos
75 %
Jugabilidad
80 %
Sonido
80 %
Duración
85 %
Compartir
Artículo anteriorTendremos una nueva oportunidad para formar parte de la alfa de Sea of Thieves
Artículo siguienteEl regreso de Micro Machines World Series
Redactor y analista experimentado que aporta su opinión sobre videojuegos y nos informa de las últimas novedades de los videojuegos como su activa aportación en el foro.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here