El antiguo Egipto es de las pocas cosas que no se han sobreexplotado en el mundo de los videojuegos, y el misticismo que lo rodea propicia historias fascinantes como la que hoy nos ocupa.

De la mano del estudio Español independiente Milkstone Studios, llega a Xbox ONE una aventura de dolor, esclavitud y tiranía, y de cómo una sola persona puede cambiar el curso de la historia.

Poneos cómodos, que allá vamos…

GRÁFICOS:

Pharaonic se ve realmente bien, eso es una realidad, y tratándose de un estudio independiente que no cuenta con los recursos de las grandes compañías del sector, esto ya es un verdadero logro.

Si bien no vamos a encontrar unos gráficos harto complicados y rebosantes de pequeños detalles, sí que vamos a encontrar personajes y enemigos grandes y bien definidos, con una estética algo “cartoon” de manos y ojos enormes, que dotan al título de una apariencia personal y muy cuidada.

Al comenzar podremos personalizar el sexo de nuestro personaje, el color de piel, el peinado y el nombre. Puede parecer que no es nada del otro mundo, pero dado que los desarrolladores no tendrían ni por qué haberlo incluido, creemos que es un detalle a tener en cuenta.

Así mismo, los entornos y los escenarios están muy bien recreados y cuentan con un nivel de detalle incluso mayor que el de los personajes antes citados, mostrando en todo momento escenarios nítidos incluso al fondo, y con unas transiciones muy fluidas cuando pasamos del scroll lateral a la perspectiva 2,5D. Eso sí, observamos que se abusa bastante de las repeticiones en los elementos que componen dichos escenarios, lo que propicia a veces que no sepamos si ya habíamos pasado por según qué sitio, ya que no suelen destacar por contener elementos característicos salvo en contadas ocasiones, y eso es algo que puede llegar a desesperar a según qué tipo de jugadores.

Para finalizar, comentar que durante todo el transcurso de la aventura, no hemos experimentado ni una sola ralentización u otro problema similar que pueda perjudicar la experiencia de juego, algo que es absolutamente plausible.

pharaonic-1JUGABILIDAD:

 Aquí el asunto se pone serio, pues el sistema de combate es uno de los pilares sobre los que se sostiene Pharaonic, y si bien durante los primeros compases de la aventura se antoja algo complicado, acabaremos dominándolo a los pocos minutos pero será entonces cuando nos invada una sensación de tedio cada vez que veamos algún enemigo ante nosotros, ya que las mecánicas se repiten hasta la saciedad, y se reducen a presionar un botón para esquivar-desviar el ataque y otro para contraatacar hasta que finalice el combate.

El sistema de combate está basado en el del archiconocido Dark Souls, con una barra de energía que se irá consumiendo cuando bloqueamos, atacamos o esquivamos, y que se irá reponiendo cuando no pulsemos ningún botón. Además, si morimos durante un combate reapareceremos en un checkpoint con todos los objetos que ya hubiésemos obtenido previamente antes de morir, pero si regresamos al punto donde caímos abatidos, también podremos recuperar buena parte de la experiencia perdida, ya que dispondremos también de un sistema de niveles de experiencia, y de una especie de árbol de habilidades que podremos ir desbloqueando gracias a los entrenadores que conoceremos durante la aventura, los cuales nos requerirán unas joyas como pago por desbloquear nuevas capacidades.

Cabe destacar el sistema de “loot”, ya que muchos de los enemigos a los que derrotemos dejarán caer una pieza de equipo de las que lleven encima en ese momento, como podrán ser cascos, armaduras, faldas y elementos de joyería. Eso sí, algo que echamos en falta en ese sentido es algo más de diversidad en el equipo a adquirir, pues no se trata de un catálogo muy extenso.

Por citar algunos ejemplos de las capacidades antes mencionadas, podremos escoger entre soportar armaduras pesadas o ligeras, consumir menos energía y/o hacer más daño con armas ligeras o pesadas, o escoger maestría con según qué tipo de arma como lanzas, hachas o espadas.

Para finalizar, comentar que el título viene perfectamente traducido al castellano, y que no hemos encontrado error alguno durante la aventura.

pharaonic-2 SONIDO:

Las melodías con las que el título acompaña los diferentes escenarios son de lo más “Egipcias”, y consiguen crear una atmósfera muy cuidada que nos atrapará desde el primer momento.

La música durante los combates varía un poco para imprimir tensión al momento, y vuelve a su cauce habitual al finalizar este, aspecto que nos parece también bastante acertado.

Las voces del título vienen en inglés, pero tratándose de un título independiente, poco más podemos pedir.

Cabe destacar que el doblaje es de una calidad bastante notable.

pharaonic-3DURACIÓN:

Teniendo en cuenta que se trata de un RPG independiente podríamos esperar una duración reducida, y de hecho sería así si quisiésemos tomárnoslo como una carrera e ir directos a por las misiones principales. No obstante, dado que tendremos una buena cantidad de misiones secundarias por realizar, zonas que revisitar mediante unas tablas que nos transportarán a lugares que hayamos visitado previamente, y si a eso le añadimos la búsqueda incansable del mejor equipo a base de aniquilar enemigos, la duración que acaba ofreciendo se multiplica de forma exponencial.

¿Qué os ha parecido este análisis?

Puntuación
Gráficos
65 %
Jugabilidad
60 %
Sonido
70 %
Duración
65 %
Compartir
Artículo anteriorAnálisis de Stories of Bethem: Full Moon
Artículo siguienteAnunciado Assassin’s Creed: The Ezio Collection

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here